Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un avión pilotado por un español se estrella en Suecia

Un español y un francés podrían haber muerto tras estrellarse el avión que pilotaban transportando correo desde Suecia a Noruega en territorio sueco próximo a la frontera con el país vecino, según ha anunciado Gustaf Thureborn, el presidente de West Atlantic, la compañía que operaba el vuelo.
"Lo que no debería ocurrir y podría no ocurrir ha ocurrido", ha señalado Thureborn en rueda de prensa en Gothenburgo, confirmando que el avión se estrelló el jueves por la noche.
El avión, que transportaba correo para el servicio postal noruego, se dirigía desde Gardemoen a Tromso, cuando envió una señal de socorro dentro del espacio aéreo sueco a las 23:31 horas, ha explicado el director de la compañía, citado por el diario 'The Local'.
La compañía no ha identificado a los pilotos, limitándose a señalar que el capitán es un español de 42 años y el primer oficial es un francés de 34. Entre ambos, tenían más de 6.000 horas de vuelo. Por el momento, no hay confirmación oficial del estado de ambos tras el siniestro.
Un avión F-16 noruego ha localizado los restos del avión en tierra entre el extremo noroeste del lago Akkajaure, en Suecia, y la frontera noruega, en una zona conocida popularmente como 'los Alpes suecos'.
La Policía y equipos de rescate de montaña están de camino al lugar del siniestro, donde la temperatura está por debajo de cero. "El terreno es montañoso y hay -30º centígrados, así que vamos a tardar en llegar allí", ha comentado a la agencia TT la portavoz de la Policía, Maria Jakobsson.
El portavoz de la Administración Marítima sueca, Daniel Lindblad, ha precisado que las condiciones meteorológicas no eran extremas en el momento del accidente. "Enviaron un breve 'mayday' y luego el avión desapareció de nuestro radar", ha explicado.
"El lugar del accidente está muy claro. Tiene un diámetro de unos 50 metros y no hay grandes piezas sino solo pequeños fragmentos del aparato", ha añadido.