Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La ayuda humanitaria entra en Birmania

Un representante del Gobierno británico que se encuentra en Birmania aseguró hoy que "está empezando a moverse" la operación de ayuda humanitaria a los damnificados por el devastador paso del ciclón "Nargis". En España, la fundación barcelonesa Gaudium Paidós ha mantenido contactos con diferentes personas en Birmania para que ONG españolas puedan entrar en el país.
No obstante, Malloch-Brown, quien se entrevistó con representantes de la Junta Militar que dirige el país para convencerles de que deben hacer más para atajar la crisis humanitaria, precisó que sólo el 25 por ciento de las víctimas ha recibido la asistencia necesaria.
"Debemos negociar un acceso (de la ayuda humanitaria) tan ambicioso y amplio como sea posible, pero hemos de reconocer que se logrará menos de que queremos", admitió el secretario de Estado.
La fundación barcelonesa Gaudium Paidós ha mantenido contactos con diferentes personas en Birmania para que ONG españolas puedan entrar en el país a ofrecer su ayuda ante la catástrofe provocada por el tifón "Nargis", según ha explicado Armando Lusquiños.
Lusquiños, que ha aterrizado hoy en Barcelona después de abandonar ayer Rangún, ha indicado que la situación en el país asiático es "muy complicada y caótica" y que ellos no pudieron llegar hasta la zona más afectada.
Aunque la situación del país es complicada, Lusquiños y Hernández consiguieron entrevistarse con personas del régimen "para que los españoles podamos colaborar de alguna manera con ellos, y -ha señalado- nos dijeron que el martes nos darán alguna respuesta".
Ayuda española