Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Más de 50.000 civiles atrapados ante la inminente ofensiva sobre Faluya

Save The Children ha alertado este miércoles de que más de 50.000 civiles están atrapados en Faluya ante la inminente ofensiva que las tropas iraquíes se disponen a lanzar sobre la ciudad para expulsar a Estado Islámico.
La lucha se ha intensificado alrededor de Faluya, que ha estado completamente sitiada casi cinco meses. "Los controles militares y los explosivos colocados en las carreteras han impedido a la mayoría de civiles abandonar" la ciudad, ha explicado la ONG.
Unos 700 civiles, incluidos 400 niños, han logrado escapar, de acuerdo con los datos de la organización humanitaria recabados hasta el 24 de mayo. "Sin embargo, varios miles siguen atrapados dentro", ha advertido en un comunicado.
Save The Children ha indicado que "ahora que las operaciones militares se han intensificado es literalmente cuestión de vida o muerte que los niños y sus familias sean capaces de salir de forma segura", por lo que ha instado a las partes a facilitar la evacuación de civiles.
La situación en Faluya es cada vez más extrema porque las rutas de suministro están cortadas desde enero, por lo que tanto la comida como las medicinas escasean y los precios se han disparado. "Miles de niños sufren la falta de leche, que para un solo niño puede alcanzar los 50 dólares", ha detallado.
"La comida y los suministros no pueden entrar y la gente no puede salir. La ciudad está completamente sitiada desde hace meses y las condiciones en el interior empeoran por horas", ha alertado Maurizio Crivellaro, director de Save the Children para Irak.