Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un cuadro une a los Príncipes británicos

La National Portrait Gallery de Londres muestra desde este martes el primer retrato doble que se ha pintado de los príncipes William y Harry, vestidos con el uniforme de la Household Cavalry.
La artista ha intentado subrayar la relación humana entre los modelos, así como inmortalizar el breve periodo de tiempo que los dos hermanos coincidieron como oficiales en los 'Blues' y 'Royals'.
La obra se empezó en el estudio londinense de Philipps, en agosto de 2008. Fue la primera de cinco sesiones celebradas en unos seis meses. "Cuando yo lo conocí, Enrique se sentó exactamente con esa pose [la que aparece en el cuadro], así que pensé 'Voy a usarla'. En cuanto a William, quería que apareciera ligeramente más alto en el retrato, por razones obvias", aclara.
Sin embargo, lo que ha marcado la obra ha sido la cara del príncipe William. "Trabajé en la pose que quería para William. Tiene unos adorables y fuertes pómulos que heredó de su madre".
"La puerta de la librería parecía el vehículo perfecto para lo que yo estaba intentado conseguir. La atmósfera vino primero y luego, le siguió la arquitectura", termina la pintora.
El prícipe William, de 27 años, trata en la vida real de convertirse en piloto de élite de la Royal Air Force, mientras que el prícipe Harry muestra en el cuadro la medalla que consiguió durante su campaña en Afganistán.
 Estudio londinense
Príncipes, pilotos y ricos