Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La delegación rebelde no comparece en la segunda jornada de conversaciones de paz con el Gobierno

La delegación enviada por los rebeldes leales al exvicepresidente Riek Machar a las conversaciones de paz en Addis Abeba no ha comparecido durante la jornada de este martes, el segundo día de reuniones, según los mediadores.
Los organizadores de las conversaciones han afirmado que por el momento no está claro por qué la delegación rebelde no se ha presentado, según ha informado la cadena de televisión británica BBC.
El lunes, los negociadores rebeldes protestaron por la continuada presencia de fuerzas militares ugandesas en el país, si bien no amenazaron con abandonar la mesa de negociaciones. Se desconoce si el proceso de paz continuará o si ha quedado definitivamente cerrado.
El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas advirtió a mediados de julio de que está dispuesto a considerar las "medidas adecuadas" contra las partes en conflicto en Sudán del Sur en caso de que no pongan fin a la violencia y negocien un Gobierno de transición.
La ONU y la Unión Europea (UE) ya han impuesto sanciones a los líderes militares de ambas partes, si bien la embajadora estadounidense ante el organismo internacional, Samantha Power, detalló que el Consejo de Seguridad consideraría imponer nuevas sanciones a otros individuos.
El pasado mes de diciembre estallaron en Sudán del Sur enfrentamientos entre soldados leales a Kiir, de etnia dinka, y partidarios de Machar, de etnia nuer. Desde entonces, se estima que ha habido miles de muertos y más de 1,3 millones de sursudaneses se han visto obligados a abandonar sus hogares.
La Autoridad Intergubernamental de Desarrollo (IGAD) --un bloque integrado por Etiopía, Kenia, Somalia, Sudán, Uganda, Yibuti, Eritrea y Sudán del Sur--, afirmó en junio que Kiir y Machar habían acordado poner fin a los combates y completar las negociaciones de paz en 60 días, tras lo que se crearía un Gobierno de unidad.
El Consejo de Seguridad duplicó el número de 'cascos azules' desplegados en el país hasta los 12.500, a los que se suman 1.323 agentes de policía, si bien por el momento sólo han llegado al país 8.100 militares.