Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un fallo eléctrico mata a una mujer conectada a un pulmón artificial

Dianne Odell ha vivido 60 años en esta cápsula que hace las funciones de pulmón. Foto: APtelecinco.es
Dianne Odell, de 61 años, y residente en un pueblo de Menphis (Tennesse), estuvo casi toda su vida conectada a la máquina desde que sufrió una poliomielitis a los tres años, enfermedad que afecta al sistema nervioso, especialmente a los niños de entre cinco y diez años.
Los miembros de la familia que se encontraban con la mujer durante el suceso no pudieron activar el generador de emergencia que tenían preparado para prevenir cualquier contratiempo de este tipo, contó un cuñado, Will Beyer.
"Hicimos todo lo que pudimos, pero no pudimos mantenerla respirando", dijo Beyer, que acudió a la casa minutos después del apagón. "Dianne había sufrido una recaída hace unos meses, pero justo ahora había sacado las fuerzas necesarias para seguir adelante", lamentó.
El jefe de Policía del condado de Madison dijo que los servicios de emergencias acudieron al lugar, pero no pudieron hacer nada. Odell sufrió una polio "bulo-espinal" tres años antes de que fuera descubierta la vacuna para prevenirla, y que evitó que la enfermedad afectara a miles de niños.
Según sus familiares, pese a la enfermedad, Odell fue un ejemplo a seguir, consiguió obtener un diploma del Freed-Hardeman College y gracias a un ordenador adaptado a su voz pudo escribir cuentos infantiles.