Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El embajador de Egipto en España advierte de que el terrorismo es "la mayor amenaza para el mundo árabe"

El embajador de Egipto en España, Ahmed Ismail Abdelmoeti, ha instado este jueves a una colaboración conjunta a nivel regional e internacional con el fin de frenar los ataques de milicias y grupos terroristas en el norte de África y Oriente Próximo por suponer la "mayor amenaza para la zona y en especial para los árabes".
"No se puede hablar de Egipto al margen de lo que está sucediendo en su entorno geográfico, especialmente en Oriente Próximo y en relación con el mundo árabe, que está sufriendo uno de sus más drásticos momentos históricos. Dados los incalculables factores de interdependencia entre los diferentes países de este espacio árabe de la Europa Mediterránea, Egipto ha decidido volcar sus recursos diplomáticos tanto a nivel bilateral como regional e internacional y espera que sus iniciativas sean secundadas", ha manifestado Abdelmoeti, en un encuentro informativo en el Club Internacional de Prensa, en Madrid.
"El ministro de Asuntos Exteriores, Sameh Shoukry, resaltó este mes en la reunión del Consejo de Seguridad la importancia de que se unan todos los puntos de la comunidad internacional en la lucha contra las bases ideológicas de los grupos terroristas y que la guerra contra el terrorismo debe ser tratada de manera más amplia, global y colectivamente", ha aseverado. "Buscamos enriquecer el debate y garantizar una visión exhaustiva al respecto para hallar la forma de combatir el terrorismo", ha añadido.
El país, cuyos ingresos por turismo han caído un 60 por ciento desde 2015 debido a la inestabilidad política y a otros incidentes como el atentado terrorista que provocó la caída de un avión ruso en la península del Sinaí en octubre, ha decidido recientemente tomar medidas para garantizar una mayor estabilidad en la zona e intervenir en el proceso de paz entre Israel y Palestina. Egipto ha presentado, a su vez, un "gran interés por la cuestión iraquí y ha ofrecido apoyo al Gobierno de Trípoli para garantizar la autonomía del pueblo libio", según ha indicado Abdelmoeti.
NUEVAS OPORTUNIDADES DE NEGOCIO
El Gobierno egipcio, que espera que el país sea incluido como miembro de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) de cara a 2030, planea poner en marcha varios proyectos de negocio, como la construcción de una nueva zona franca de unos 700 kilómetros cuadrados en el canal de Suez, por donde pasa el 8 por ciento del comercio internacional y el 30 por ciento del transporte de contenedores, según ha explicado Abdelmoeti.
El Plan Integral desarrollado por las autoridades tras la caída del régimen de Hosni Mubarak en 2011 incluye nuevas oportunidades de negocio, principalmente en el ámbito marítimo, ferroviario y energético, donde las energías nucleares y renovables desempeñarán un papel fundamental.
Abdelmoeti ha resaltado, además, la intención del pueblo egipcio de luchar por lograr un estado moderno y democrático y "secar definitivamente las fuentes de la corrupción", y ha ofrecido su "más sincero apoyo" a las familias de los 66 pasajeros del vuelo MS804 de EgyptAir que despegó esta madrugada del aeropuerto parisino Charles de Gaulle y que se ha estrellado en el Mediterráneo por causas aún desconocidas.