Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El segundo kamikaze del aeropuerto es Laachraoui, terrorista que se daba por fugado

Un día después de los ataques terroristas perpetrados en Bruselas, que dejaron 31 víctimas mortales y 270 heridos, la fiscalía belga ha realizado una rueda de prensa para aclarar toda la información conocida hasta el momento. Según la policía, han identificado al segundo de los tres que fueron grabados en el aeropuerto. Las pruebas de ADN realizadas han revelado que se trata de Najim Laachraoui, cuyas huellas se hallaron en varios cinturones explosivos de los atentados del 13-N en París y que se daba por huido.

Ataques en el aeropuerto de Zaventem
Durante el ataque al aeropuerto se produjeron dos explosiones, en las que participaron tres terroristas.
Dos de los terroristas hicieron explotar la carga que llevaban con ellos, suicidándose en el ataque. Entre estos dos terroristas se encontraba Ibrahim El Bakraui y Najim Laachraoui, cuyas huellas se hallaron en varios cinturones explosivos de los atentados del 13-N en París y que se daba por huido. Sin embargo, la policía ha informado de que las pruebas de ADN realizadas han revelado que se trataba de él.
La Policía federal hizo pública su identidad y lanzó una alerta de búsqueda el pasado lunes, apelando a la colaboración ciudadana para su localización. Desde marzo de 2014 pesaba sobre él una orden de búsqueda internacional.
Sus huellas también se habían encontrado en al menos dos de los pisos francos utilizados por la célula terrorista en Bélgica, pero se atribuyeron inicialmente a una identidad falsa.
La Fiscalía federal confirmó la muerte de dos de ellos en el ataque y considera que el tercero huyó tras dejar una importante carga explosiva en el lugar, que finalmente no detonó. Ahora, éste, que permanece sin identificar y aparece en las imágenes grabadas vestido de blanco y con un gorro, es el terrorista más buscado de Europa.
Ataque del metro de Maelbeek
Aún se desconoce si durante el ataque del metro intervino más de un terrorista. Lo que está confirmado es que el hermano de uno de los terroristas que actuaron en el aeropuerto, Khalid El Bakraoui de 27 años, ha sido identificado como el autor de la explosión, muriendo en el ataque.
Nuevos hallazgos
Durante horas de registros policiales en el barrio bruselense de Shaerbeek, se ha encontrado numerosa información y material terrorista.
Entre ellos, 15 kilos de explosivos, preoxido de acetona y clavos. Otro de los hallazgos ha sido el testamento de Ibrahim EI Brakaoui, terrorista que murió en el ataque suicida del aeropuerto.
En documentos recuperados del ordenador, se ha descubierto que Ibrahim tenía sospechas de que la policía iba tras sus pasos y no quería acabar en la cárcel como su “hermano” Salah Abdeslam.
Para los registros en el apartamento usado por los terroristas, ha sido clave la pista que el taxista que les llevó al aeropuerto.