Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La guerra en Yemen deja más de dos millones de desplazados internos

La guerra en Yemen entre las fuerzas leales al Gobierno de Abdo Rabbu Mansur Hadi, respaldado por la coalición internacional que lidera Arabia Saudí, y los huthis, apoyados por el ex presidente Alí Abdulá Salé, ha dejado 2,4 millones de desplazados internos, según el último balance conjunto del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) y la Organización Internacional para las Migraciones (OIM).
En total, ACNUR ha registrado 2.430.178 desplazados internos, un poco menos que los 2,5 millones detectados en el informe anterior, publicado en diciembre, debido en parte "a una mejora de la metodología", si bien la cifra sigue siendo alta y, por tanto, "causa de una gran alarma" en la ONU.
ACNUR ha observado un aumento de los desplazamientos internos "en zonas donde el conflicto armado ha escalado", especialmente en las gobernaciones de Saná, Taiz, Hajá, Amran y Saada, que reúnen el 68 por ciento de los desplazados internos en Yemen.
"Las cifras enmascaran la cara humana del conflicto". La mayoría abandonan sus hogares sin posesiones y buscan refugio en casas de familiares y amigos, mientras que los demás se sirven de edificios abandonados "con poca o ninguna protección".
Para las agencias de la ONU "es crucial mantener el acceso humanitario". "Imploramos a todas las partes que permitan el acceso humanitario en las zonas más difíciles, donde están la mayoría de desplazados internos", han dicho.
ACNUR y la OIM han subrayado que "esto es posible, como quedó demostrado el mes pasado, con la entrega de ayuda en Taiz". A pesar de las dificultades, han conseguido llevar enseres básicos a más de 740.000 desplazado internos.
La ONU ha recordado que el plan de respuesta internacional a la crisis humanitaria en Yemen, lanzado en febrero, requiere 1.800 millones de dólares para aliviar las necesidades de 13,6 millones de personas. Hasta ahora solo se ha financiado el dos por ciento.
"La situación podría empeorar en medio de las crecientes necesidades humanitarias y las condiciones socioeconómicos y sin una solución política a la vista", han alertado.