Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El héroe que evitó el atentado de Detroit

A Umar Farouk Abdulmutallab, el joven nigeriano que trató de volar un avión que volaba de Amsterdam a Detroit, no lo frenaron las avanzadas medidas de seguridad del aeropuerto. Fue un grupo de pasajeros y la tripulación del avión, liderados por un empresario holandés de 32 años, los que pusieron freno a la catástrofe. Uno de ellos, el líder espontáneo que se ha convertido en héroe, Jasper Schuringa, ha explicado la aventura a bordo del vuelo 253 en una entrevista a la CNN. Asegura que actuó sin pensar.
sólo fui hasta allí y traté de salvar el avión, creo
El 'héroe holandés' ha explicado que el terrorista se encontraba tranquilo, que no mostró resistencia en ningún momento, cosa que ayudó a que su hazaña saliese bien.
El holandés se sentaba sobre el lado derecho del Airbus A330, detrás del sospechoso, del que le separaba la fila de sillas central y dos pasillos. Cuando empezaron los problemas, no dudó en recortar distancias.
"Cuando vi que el sospechoso estaba encendiendo fuego me asusté, por supuesto, y sin dudarlo salté sobre las sillas y salté sobre él porque pensé que estaba tratando de hacer estallar el avión".
Schuringa se quemó al intentar apagar el fuego por todos los medios, incluso con sus manos. Se unieron a él otros pasajeros, y juntos desnudaron al nigeriano para asegurarse de que no escondía armas o bombas.
Apenas un día después de conocerse su heroico gesto, las redes sociales ya se han volcado para reconocerle su valía. Tiene cuatro grupos de seguidores que suman más de 900 miembros. Destacados personajes políticos piden que el valiente sea condecorado por su actuación. IM