Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un hombre que mató a cuatro personas, entre ellas un bebé, en 2013, condenado a muerte en Kansas

Un juez del condado de Franklin, en el estado estadounidense de Kansas, ha condenado este miércoles a Kyle Flack, asesino de dos hombres, una mujer y su hija de 18 meses, a la pena de muerte, sumando este a la lista de sentenciados a la pena capital en uno de los estados que aún permite este castigo.
Los familiares de las víctimas han aplaudido la decisión del tribunal contra Flack, que cometió este asesinato en 2013 en una granja, según ha informado la cadena de televisión estatal KMBC.
Si bien Kansas sigue reconociendo la pena de muerte como sanción, después de que fuera reinstaurada en el sistema judicial estatal en 1994, desde entonces no se ha ejecutado ninguna de las condenas.
Según los datos de la organización 'Death Penalty', que recoge las cifras de todo el país en relación a ejecuciones, el estado había ejecutado hasta 1976 a un total de 57 personas, y desde entonces, no se ha sumado ninguna más a esta lista.
Hasta ahora, en el corredor de la muerte del estado se encuentran tan solo diez personas.