Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El ministro de Economía israelí pide perdón a Netanyahu por cuestionar sus planes de paz

El ministro de Economía de Israel, Naftali Bennett, ha pedido perdón este miércoles al primer ministro, Benjamin Netanyahu, a quien criticó públicamente el pasado domingo por decir que parte de los colonos judíos podrían quedar bajo soberanía del hipotético Estado palestino.
En unas palabras formuladas la semana pasada durante el Foro Económico de Davos, Netanyahu manifestó que no tiene intención de evacuar los asentamientos y recalcó que no hay motivo para que el acuerdo de paz no permita a una minoría israelí residir en Palestina, igual que una minoría árabe reside en Israel.
Bennett, líder del partido partido ultraderechista Bayit Yehudi, vio en estas declaraciones una muestra del "desconcierto ético" de Netanyahu. "Cualquiera que considere que los judíos vivan en la tierra de Israel bajo soberanía palestina mina nuestra presencia en Tel Aviv", añadió.
La oficina de Netanyahu se puso en contacto este miércoles con el ministro para pedirle una disculpa "clara, directa" y "en público" por su "irresponsabilidad", según fuentes consultadas por el diario 'Haaretz'. El primer ministro incluso amenazó con expulsar a Bennett y su partido de la coalición si no se disculpaba.
Finalmente, y pese a sus supuestas reticencias, Bennett ha dicho que no era su intención "ofender" al primer ministro, si bien ha pedido que no se vea como un "ataque personal" un intento por plantear "un debate fundamental sobre el futuro del país".
"Respeto al primer ministro y su liderazgo. Le apoyo cuando lo necesita y le critico también cuando hace falta. Ese es mi deber", ha asegurado durante un acto en el mar Muerto, informa el periódico 'Jerusalem Post'.