Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Dos neozelandeses y cuatro agentes de los servicios secretos afganos muertos en un ataque en Bamiyán

Dos militares neozelandeses de la Fuerza Internacional de Asistencia a la Seguridad en Afganistán (ISAF) y cuatro agentes de los servicios secretos afganos, la Dirección Nacional de Seguridad, han muerto en un ataque insurgente en la provincia de Bamiyán, en el centro de Afganistán. Entre los atacantes hay dos talibán muertos y 15 heridos.
Los seis se dirigían al distrito de Shibar para llevar a cabo una operación contra un comandante talibán, Jwaya Abdulá, en la tarde del sábado cuando los rebeldes atacaron el convoy en el que viajaban en la zona de Pul i Baghak, según ha informado la agencia de noticias afgana Pajhwok citando fuentes oficiales.
Un portavoz del gobierno provincial, Abdul Rahman Ahmadi, ha informado además de que hay doce heridos, incluidos diez agentes de los servicios secretos, un policía y un civil. Entre los talibán heridos estaría el propio Abdulá. Un hermano suyo ha sido detenido y se han incautado 400 kilogramos de explosivos.
El portavoz talibán, Zabihulá Muyahid, ha asegurado que no son dos, sino cuatro, los militares neozelandeses muertos y que también ha fallecido en este ataque el 'número dos' de la Dirección Nacional de Seguridad en Bamiyán.
Por otra parte, el Ministerio del Interior afgano ha informado de la muerte de al menos 21 milicianos talibán en distintas operaciones desarrolladas en las últimas 24 horas, según recoge la agencia de noticias afgana Jaama Press. Las operaciones se han producido en las provincias de Kapisa, Kandahar, Herat y Farah.