Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El número de niños que sufren desnutrición aguda en Bangui se triplica en 2014

El Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) ha alertado de que el número de niños que están siendo tratados por desnutrición aguda en el mayor hospital de Bangui se ha triplicado en el primer trimestre de 2014 con respecto al mismo periodo del año anterior.
En un comunicado, la agencia de Naciones Unidas ha asegurado que la situación empeorará en los próximos meses debido a la falta de agua potable, los escasos servicios de salud y las malas cosechas.
El representante de UNICEF en República Centroafricana, Souleymane Diabaté, ha advertido de que esta situación es incluso más grave que los conflictos bélicos. Diabaté ha hecho hincapié en el peligro que supone "la temporada de lluvias, cuando la diarrea y la malaria están en su punto álgido". "Ambas enfermedades ponen en riesgo la vida de los niños que ya padecen desnutrición", ha explicado.
La tasa de mortalidad infantil en República Centroafricana se encuentra entre las seis primeras del mundo y la desnutrición es una de las causas. El número de niños atendidos en el mayor hospital de Bangui, aquejados de enfermedades consecuencia de la falta de alimentación, ha sido de 680 de enero a marzo de este año, una cifra muy superior a la de 2013, cuando en el mismo trimestre atendieron a 240 niños.
Los expertos creen que la desnutrición afectará a unos 28.000 menores durante este año. La situación de emergencia en República Centroafricana ha hecho que UNICEF, Acción Contra el Hambre, la Agencia Humanitaria Africana, Cáritas, COHEB, Médicos Sin Fronteras, Cuerpo Médico Internacional, INTER-SOS, Médicos del Mundo, Première Urgence y Save the Children intensifiquen sus labores de ayuda en la zona. Estas organizaciones colaboran con más de 27 hospitales y 127 centros sanitarios.
UNICEF ha enviado a República Centroafricana 4.200 envases de alimentos y tiene previsto distribuir otros 2.600 más para intentar llegar a unos 3.000 niños. La labor de UNICEF no sólo se centra en enviar alimentos sino también medicamentos para prevenir la desnutrición o paliar sus consecuencias. Para financiar estos programas, la organización necesita once millones de dólares (7,9 millones de euros) de los que, de momento, sólo ha recaudado 3,8 millones de dólares (2,7 millones de euros).