Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La oposición kosovar anuncia que derrocará al Gobierno si no cancela el acuerdo sobre municipios serbios

Los líderes de tras partidos de la oposición kosovar han anunciado protestas masivas y el derrocamiento del Gobierno actual el próximo 17 de febrero, día en que se celebra la declaración unilateral de independencia de Kosovo, si éste no cancela el acuerdo sobre la creación de municipios serbios en el norte de la región.
"El Gobierno actual tiene hasta el 17 de febrero para cancelar el acuerdo y detener la usurpación de poder", ha advertido uno de los líderes del partido Autodeterminación de Kosovo, Visar Ymeri, en la televisión kosovar RTK Live, en declaraciones recogidas por la agencia rusa de noticias 'RIA Novosti'.
Belgrado y Pristina sellaron en abril de 2013 un acuerdo histórico mediado por la Unión Europea para avanzar en la normalización de sus relaciones, sobre todo en el norte de Kosovo de mayoría serbia, aunque Belgrado sigue rechazando la independencia unilateral de Kosovo que se materializó en febrero de 2008 y que tampoco reconocen cinco Estados miembros, entre ellos España.
En virtud del acuerdo, Belgrado acordó desmantelar las estructuras policiales y judiciales paralelas que mantenía en el norte de Kosovo, de mayoría serbokosovar y ambas partes acordaron la creación de una asociación de municipios de mayoría serbia con derecho al autogobierno, a tener su propia bandera y a otros atributos de autonomía. Además, ambas partes se comprometieron a no perjudicar a la otra en su camino para cumplir su objetivo de entrar en la UE.
El 9 de enero, los partidos de la oposición --Autodeterminación, la Alianza para el Futuro de Kosovo e Iniciativa para Kosovo-- hicieron un llamamiento a los ciudadanos para unirse a una manifestación masiva "para proteger la Constitución".
Kosovo promulgó de forma unilateral su independencia en 2008, pero Serbia aún lo considera parte de su territorio.