Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La policía interrogará a la familia del 'niño del globo'

La policía ha apuntado que no cree que el incidente se tratara de un montaje. Foto: Reuters.telecinco.es
La Policía interrogará este sábado a la familia del niño Falcon Heene, aunque ha apuntado que no cree que el incidente, en el que durante horas se creyó que el menor estaba en un globo a la deriva, se tratara de un montaje.
En una rueda de prensa este viernes en Fort Collins, en Colorado, el alguacil del condado de Larimer, James Alderden, ha afirmado que dado el carácter del niño, de seis años y "muy hiperactivo", hubiera sido "inconcebible que los padres le hubieran persuadido para que se estuviera completamente quieto durante cinco horas" en el altillo del garaje de su casa, donde finalmente apareció.
El lenguaje no verbal, las emociones y el comportamiento de los padres, agregó el alguacil, "corresponde completamente al de una situación como ésta" y son muy difíciles de fingir ante agentes adiestrados para detectar contradicciones.
No obstante, Alderden indicó que volverán a interrogar a la familia para esclarecer por completo lo sucedido. Las dudas sobre la autenticidad de los hechos se dispararon después de que en una entrevista emitida por la cadena CNN el niño, preguntado por qué no había respondido cuando oyó que le llamaban, respondió a su padre: "Vosotros dijisteis que lo hacíamos por el show".
Los Heene son una familia aventurera que ha participado ya en un "reality show", el programa "Wife Swap" ("Intercambio de Esposas", en el que dos familias intercambian a sus respectivas madres).
Este viernes, Falcon vomitó en dos entrevistas televisadas cuando los periodistas preguntaron por qué había mencionado la palabra "show" en sus declaraciones. Según ha explicado la familia, Falcon, se había escondido en el altillo del garaje por miedo a que le castigaran por haber estado jugando con el globo, un prototipo que su padre había construido en el jardín de su hogar en Fort Collins, en Colorado.