Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un policía norirlandés, grave por la explosión de una bomba bajo su coche

El policía ha sido trasladado urgentemente al hospital más próximo mientras un equipo de artificieros se ha dirigido a la escena del crimen, que se atribuye a grupos disidentes del Ejército Republicano Irlandés.
El diputado del gobernante Partido Democrático Unionista, William McCrea, ha asegurado, por su parte, que creía que el policía herido es un católico.
Políticos de distintos partidos ya han expresado su repulsa ante el atentado.
"Los responsables de esa bomba no tienen más política o estrategia que causar muertes y destrucción", ha dicho David Ford, líder del Partido Alliance, unionista moderado.
El presidente de la junta supervisora de la policía norirlandesa, Barry Gilligan, ha afirmado: "Han tratado de asesinarle y no vamos a permitir que los responsables del atentado sigan trayendo el terror a nuestra comunidad". EPF