Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El presidente de Ecuador denuncia que el exmandatario brasileño Lula es víctima de una "canallada"

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, ha denunciado este viernes el proceso judicial contra Luiz Inácio Lula Da Silva y ha afirmado que el exmandatario brasileño es víctima de una "canallada", después de que un tribunal de Sao Paulo haya pedido prisión preventiva para él.
"Acabo de hablar con Lula para expresarle nuestra solidaridad", ha afirmado Correa en un mensaje publicado en su perfil oficial en la red social Twitter, en el que ha añadido que "Lula es un guerrero" y "vencerá esta nueva canallada". "¡Latinoamérica te abraza!", concluye el tuit.
La Fiscalía ha acusado a Lula de ocultación de patrimonio, una versión del delito de blanqueo de capitales por el que podría ser condenado a entre tres y diez años de cárcel, y falsedad ideológica, con un marco penal de uno a tres años. Su mujer, Marisa Letícia, y uno de los hijos del matrimonio, Fábio, han sido acusados de lavado de dinero.
La denuncia de Sao Paulo llega después de que días antes el líder del Partido de los Trabajadores (PT) fuera brevemente detenido por la Policía para interrogarlo por la red de cobro de sobornos a cambio de contratos de Petrobras.
En su defensa también ha salido el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, quien ha llegado a decir que en el caso de que Lula fuese detenido "sería como un Mandela en el continente". El mandatario venezolano ha denunciando que se pretende "por vías judiciales" dar "golpes de Estado".
Durante un acto público, el presidente de Venezuela alabó la figura del exmandatario brasileño, a quien se refirió como "uno de los protagonistas de los cambios en el continente".