Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una lengua de 10 millones de euros

Gennaro Pellicia tiene una lengua privilegiada capaz de diferenciar entre miles de aromas de café. Su sentido del gusto tiene precio: la empresa para la que trabaja, Costa Coffee, valora sus papilas gustativas en 10,9 millones de euros.
El trabajo de Gennaro Pellicia consiste en probar personalmente cada nueva partida de café que llega a las instalaciones que Costa Coffee tiene en Londres antes de que el producto sea tostado y se envíe a sus tiendas. El sabor y aroma de los productos de la empresa para la que trabaja dependen directamente de su sensibilidad con el café.
"En mi profesión las papilas gustativas y las habilidades sensoriales son cruciales. Mis 18 años de experiencia me permiten distinguir entre miles de sabores", manifestó Pellicia, según recogen diversos medios de comunicación británicos.
El catador explicó que su sentido del sabor también le permite detectar cualquier defecto del producto, "lo que protege y garantiza la continuidad de la mezcla Moka Italia que comercializa Costa".
Glencairn Limited, aseguradora que pertenece al grupo bancario Lloyd's y que se ha hecho cargo de esta multimillonaria póliza, afirmó a través de un portavoz que se trata "de una de los seguros individuales más grandes que se han suscrito para una persona".
"Las papilas de un maestro del café son tan importantes como las cuerdas vocales de un cantante o las piernas de una top model", dijo. IM