Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los libreros catalanes prevén facturar 18,4 millones de euros

Día del LibroEFE

La celebración de este Sant Jordi permitirá al sector editorial un negocio de unos 18,4 millones de euros, la cantidad facturada el pasado año, con la venta de 1,4 millones de ejemplares, según las previsiones de los libreros, que esperan que éste sea el año de la recuperación.

Según han explicado recientemente en rueda de prensa el presidente del Gremi de Llibreters de Catalunya, Antoni Daura, se espera que la jornada sea un "punto de inflexión para el inicio de la recuperación en el consumo de libros".
Se prevé conseguir este volumen de facturación en sintonía con las cifras de las últimas ediciones, que coincidieron en día laborable, salvo la de 2011, que fue la peor porque Sant Jordi cayó en lunes de Pascua, lo que castigó la venta de libros: "De todos modos, seguimos con las cifras más modestas", dijo Daura.
La cantidad de ventas en Sant Jordi no va más allá del 7%-8% anual, que aunque es pequeña, se hace en solamente 12 horas, con una logística muy complicada: "Es una fiesta de la lectura y desearíamos que en estos momentos complicados, Sant Jordi pudiera comenzar a cambiar la tendencia, ya que la macroeconomía apunta a un frenazo del descenso", afirmó.
MÁS LECTORES, MENOS VENTAS
También como indicador para afrontar esta jornada, es importante destacar que el número de lectores en Catalunya ha crecido un 3,4% los últimos cuatro años, mientras que la compra de libros ha caído un 4,3% en los últimos tres años, según el estudio 'Hàbits de Lectura i Compra de Llibres a Catalunya' 2013 elaborado por Conecta y encargado por el Gremi d'Editors de Catalunya y la Associació d'Editors en Llengua Catalana.
El estudio, presentado recientemente, pone de relieve que aunque la compra de libros ha caído en estos tres años --pasando de un 47% al 42,7%--, han aumentado el préstamo bibliotecario un 3,4% --el 9,7% recurre a él-- y las descargas por Internet han subido siete puntos --del 0,3% al 7,3%--.
El presidente del gremio, Daniel Fernàndez, ha reivindicado que el libro forma parte del ocio de los ciudadanos de forma clara, sostenida y creciente, y que el índice lector aumenta, pero lo hace en soporte digital.
"El dragón que este año debe matar Sant Jordi es la piratería, que perjudica claramente a los autores y a los editores", ha dicho, y ha apuntado que el gremio afronta la jornada con esperanza tras la recuperación de las ventas la pasada navidad y con la sensación de que la compra de libros se ha estacionalizado con la crisis.
HUELGA EN LA FNAC
La cadena FNAC registrará este miércoles una huelga de trabajadores y de algunos escritores a estampar sus firmas --como Toni Albà, Dani El Rojo, Jair Domínguez y Roc Casagran-- convocada por el sindicato CGT en protesta por la precarización de las condiciones laborales.
Según los trabajadores, el 60% de los empleados tienen contratos a tiempo parcial y cobran unos 500 euros, "habiendo prácticamente eliminado la contratación a tiempo completo", algo por lo que protestarán.