Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

AMP-Los convocantes de la marcha prohibida por la Audiencia Nacional organizan otra en San Sebastián para el sábado

Creen que la prohibición de la marcha supone "un atropello político y una terrible burla a la petición de respeto de los derechos humanos"
Los convocantes de la marcha prohibida por la Audiencia Nacional, que iba a partir este miércoles desde San Sebastián hasta llegar a Mondragón para solicitar la libertad del preso de ETA Josu Uribetxebarria, han organizado una manifestación para el próximo sábado en la capital guipuzcoana, que partirá a las cinco y media de la tarde del túnel del Antiguo para reclamar la excarcelación del recluso.
En la concentración que esta mañana se ha celebrado ante el Hospital Donostia, donde se encuentra ingresado Uribetxebarria, que padece un cáncer con metástasis, han participado los 14 convocantes de la marcha prohibida.
Asimismo, han estado presentes representantes de la izquierda abertzale como Maribi Ugarteburu, Juan Joxe Petrikorena, o Karmele Aierbe, miembros de Bildu como Bakartxo Ruiz y varios junteros de Gipuzkoa, el diputado de Amaiur Xabier Mikel Errekondo, o los dirigentes de Aralar Rebeka Ubera e Iñaki Irazabalbeitia, entre otros.
Dos de sus portavoces, el bertsolari Andoni Egaña y la ex directora de Emakunde Txaro Arteaga, han considerado que la decisión de la Audiencia Nacional de prohibir la marcha que 14 ciudadanos vascos con sus "derechos civiles y políticos intactos" habían convocado para solicitar la libertad de las 14 personas que presas que sufren graves enfermedades diagnosticadas supone un "un atropello político, un escándalo judicial y una terrible burla a la petición de respeto de los derechos humanos".
"CUMPLIR LA LEY"
"No pedimos otra cosa que cumplir la Ley, pero, al parecer, en el Estado español ni siquiera esto está permitido", han añadido, para afirmar que "es una barbaridad digna de gobiernos y tribunales difícilmente homologables en lo democrático y el respeto a los derechos humanos". "Una decisión sin parangón en el marco de la Unión Europea", han añadido.
Por ello, han advertido de que no descartan "emprender el camino de la denuncia" y de que no se van a quedar "de brazos cruzados". "Creemos que, al igual que ha hecho recientemente el Tribunal Europeo de Derechos Humanos, una gran parte de la sociedad vasca también condenará de forma rotunda y firme al Gobierno español por conculcar los derechos fundamentales", han subrayado.
En su opinión, "el presente y el futuro" de la sociedad vasca está "únicamente en manos" de la propia sociedad y, por ello, debe ser ésta "y todas las personas que la conforman las que sean capaces de conseguir el reto de construir la paz y la normalización".
Arteaga y Egaña han considerado que en este camino resulta "imprescindible" la liberación de los 14 presos enfermos, así como "el final de la cruel política penitenciaria vigente y de la etapa de prohibiciones, cazas de brujas y conculcaciones de los derechos humanos".