Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Acusación particular en caso Kutxabank dice que en la vista "faltarán los políticos responsables" y no descarta citarlos

Afirma que no han decidido las penas para los imputados pero se hará "la petición máxima que se pueda hacer"
La acusación particular del denominado caso Kutxabank, en el que están imputados el expresidente de Kutxabank, Mario Fernández, el exdelegado del Gobierno central en el País Vasco, Mikel Cabieces, y el abogado Rafael Alcorta, ha afirmado que en el proceso judicial no estarán "todos las personas que lo han instigado", sino que "faltarán los políticos responsables" y no ha descartado, "si es posible", citarles como testigos durante el juicio.
Esta ha sido la valoración política que ha hecho la acusación particular (LAB, ESK, Steilas, EHNE Bizkaia, Hiru, Euskal Herriko Pentsionisten Plataformak y EKA) del auto desestimatorio de los recursos de los imputados.
La Sección Primera de la Audiencia Provincial de Bizkaia ha confirmado la apertura de juicio oral contra el expresidente de Kutxabank Mario Fernández, el exdelegado del Gobierno en el País Vasco Mikel Cabieces y el abogado Rafael Alkorta, acusados de los delitos de administración desleal en concurso con apropiación indebida y falsedad documental, tras la denuncia interpuesta por la Fiscalía sobre los pagos supuestamente irregulares, por importe de 243.592 euros, realizados por el banco a Cabieces.
En una comparecencia en Bilbao, en la que han dado lectura a un comunicado han indicado que el auto es "clarísimo" y confirma "en todos sus términos las posiciones" de la acusación particular durante el proceso de instrucción.
La acusación particular ha afirmado que la contratación de Cabieces para realizar trabajos de asesoría para Kutxabank por el despacho de Alcorta "no era más que la tapadera para que el exdelegado del Gobierno percibiera un salario cercano a los 6.000 euros mensuales sin contraprestación laboral alguna".
Según han explicado, el auto considera que hay "indicios fundados" de delitos de administración desleal, apropiación indebida en su modalidad de distracción y falsedad documental.
"La pregunta que nos hacemos hoy es la misma que nos hacíamos al principio del proceso, cuando nos personamos como acusación particular: Si tal y como sospechábamos, Cabieces percibía un salario de 6.000 euros mensuales por desarrollar un trabajo para el que no estaba preparado y que nunca ejerció, ¿cuáles eran las razones para que el presidente de Kutxabank, Mario Fernández, pagara esta nómina a Cabieces con dinero de Kutxabank?", se ha preguntado.
La acusación ha señalado que, en su declaración, Mario Fernández dijo que esta actuación, "calificada por el auto de delictiva" fue instada "desde el ámbito político, como ejercicio habitual, según él, para que personas que dejan sus responsabilidades institucionales encuentren acomodo en la empresa privada sin importar demasiado la tarea encomendada".
"PUERTAS GIRATORIAS"
En su comparecencia, han indicado que toda esta "típica operación de puertas giratorias" se gestó durante el "proceso de liquidación" de las Cajas Vascas y "la privatización y bancarización de Kutxabank", en el cual los acuerdos entre los partidos PNV, PP y PSE "han sido determinantes".
"Los acuerdos que, en este contexto, estos partidos materializaron también incluían tratos de favor como el realizado respecto a Cabieces, por lo que no tenemos ninguna duda cuando afirmamos que este proceso de liquidación de las Cajas para poner en manos de inversores y especuladores privados la gestión del ahorro vasco depositado en las Cajas ha sido el caldo de cultivo para que de manera torticera estos partidos se beneficiaran del proceso, tanto de manera legal, con las leyes que ellos mismos han negociado y aprobado como delictiva, como el caso Cabieces", han apuntado.
Por ello, han afirmado que, durante el juicio, en el banquillo "no se van a sentar todas las personas responsables de este fraude" contra la ciudadanía vasca, sino que lo harán quienes lo han materializado, pero "no estarán los impulsores que han tirado la piedra y escondido la mano".
En este sentido, tras ser preguntados por si podrían llamar como testigos durante el juicio a esas personas, ha afirmado que, si se puede hacer, "lo haremos" pero ha indicado que es algo que tendrán que evaluar con sus servicios jurídicos.
"Desde luego, así lo vamos a hacer, si es posible y tenemos alguna prueba de ellos. En la declaración de Fernández ya aparece y dice que es algo cotidiano, que se hace. Hemos hecho un descubrimiento, pero detrás de esta privatización de Kutxabank desde luego que existen más responsabilidades políticas de las que no tenemos conocimiento, pero si lo tuviesemos, desde luego que lo haríamos", han indicado los representantes de la acusación particular, que han renocido que ahora "no tienen nombres".
Preguntado por si una de las personas que podrían citar sería el exdirigente del PP vasco Antonio Basagoti, al que se apunta como la persona de esta formación que, según Mario Fernández, le llamó para que facilitara una salida profesional a Cabieces, ha insistido en que "no pueden dar nombres propios" pero, "si en sus declaraciones aparecen, tiraremos de los hilos".
En todo caso, han señalado que la "primera regla" en la acción política e institucional debería ser "la honestidad y la transparencia" , por ello, cree que las propias personas responsables deberían "dar un paso al frente, asumir sus responsabilidades políticas" y "revertir un proceso de privatización que sólo beneficia a unos pocos y genera y generará nuevas oportunidades para seguir metiendo la mano en los ahorros de miles de personas en Euskal Herria".
En la comparecencia, han indicado, por otra parte, que todavía no se ha decidido las penas que se solicitarán para los imputados y es algo que tendrán que valorar con los servicios jurídicos pero ha señalado que será la "petición máxima que se pueda hacer"
Los representantes de la acusación particular, que han señalado que hay "acompañamiento" de la Fiscalía en este caso, han denunciado que este "trato de favor" se ha dado dentro del proceso de privatización de las cajas y porque se han dado "acuerdos entre partidos". En este sentido, han señalado que se han producido "tratos de favor como el que tenemos entre manos"