Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Aguirre deja en manos de PP nacional el futuro del PP de Madrid pero defiende un congreso "abierto"

La hasta hoy presidenta del Partido Popular de Madrid, Esperanza Aguirre, ha dejado en manos de la dirección nacional de su partido el futuro del PP regional pero ha defendido un congreso "abierto" al voto de todos los afiliados, en el que no se volverá a presentar como candidata.
"El PP de Madrid, como todos, pertenece a una organización nacional, que tiene en su mano diversas soluciones que le proponen los estatutos: nombrar gestora, proponer quién debe hacerse caso, etcétera. Lo que la dirección nacional decida seguro que lo hará por el bien de todos", ha dicho Aguirre, preguntada por el futuro de la formación regional, en la rueda de prensa urgente que ha convocado para anunciar su dimisión.
La portavoz del PP en el Ayuntamiento de Madrid, cargo en el que se mantendrá, ha recordado que el mismo día de las elecciones pidió un congreso del PP regional "abierto, en el que los militantes se puedan expresar". "Se ha acabado el tiempo de los compromisarios y delegados y ponerlos en manos de los militantes", ha dicho.
Por último, Aguirre ha aseverado que la corrupción "nos está matando a todos, no sólo a los partidos". "Estas noticias de corrupción que día a día se suceden en lo medios es que no sólo llueve sobre mojado, sino sobre una inundación. La gente no quiere más eso. Y por eso yo dimito. La gente quiere gestos y por eso asumo mi responsabilidad política 'in eligendo' e 'in vigilando' aunque yo no esté encausada de nada", ha concluido.