Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ares considera que, al defender a Ibazeta, la izquierda abertzale demuestra que "tiene que evolucionar"

Cree que el reto del mundo de Sortu es que "lo que ha comprometido en sus estatutos acabe plasmándose en su práctica política diaria"
El consejero de Interior y coordinador del Gobierno vasco, Rodolfo Ares, ha considerado que defender el comportamiento de Josetxo Ibazeta, exsecretario del alcalde de San Sebastián, Juan Karlos Izagirre, demuestra que la izquierda abertzale "tiene que evolucionar" y ha afirmado que "a algunos se les provoca fácilmente". "Son aquellos que durante muchos años estuvieron provocando a los demócratas sin que entráramos en sus provocaciones", ha asegurado.
Ares ha respondido de esta forma al hecho de que este miércoles la izquierda abertzale haya afirmado que Ibazeta cayó en "una provocación" dentro de una campaña "premeditada" contra él cuando increpó a un grupo de aficionados de la selección española de fútbol que festejaba la victoria de 'La Roja' en la Eurocopa. El ex cargo de Bildu gritó 'Gora ETA militarra' y, supuestamente, hizo con su mano el gesto de apuntarles con una pistola, hechos por lo que este jueves comparece ante la Audiencia Nacional.
En declaraciones a Europa Press, el consejero de Interior ha manifestado que la actitud del exasesor del alcalde donostiarra "es la muestra más evidente de un comportamiento absolutamente totalitario que tiene que erradicarse" de la sociedad vasca.
En su opinión, "seguir pretendiendo defender ese comportamiento muestra hasta qué punto el mundo de los radicales abertzales o quienes hacen esas manifestaciones tienen que evolucionar y cambiar".
"Todavía les queda mucho recorrido por hacer y tienen que ser capaces de recorrer el camino para llegar a aquello que han manifestado en los estatutos de Sortu, y que ha sido los que les ha permitido convertirse en una organización legal", ha añadido.
Para Rodolfo Ares, "el reto que tiene el mundo de Sortu es que a lo que se ha comprometido en sus estatutos acabe plasmándose en su actividad y práctica política diaria".
"Algunos comportamientos, como el de Ibazeta, ponen de manifiesto que tienen mucho camino que recorrer todavía y, por lo tanto, declaraciones o actitudes como ésta es la que ese mundo tiene que ir erradicando definitivamente", ha manifestado.
CARTELES AMENAZANTES
El consejero de Interior también se ha referido a los carteles que han aparecido, por ejemplo, en San Sebastián contra el concejal socialista Denis Itxaso, y contra el PSE-EE y el PP, y ha condenado cualquier "acto de amenaza", al tiempo que ha asegurado que se procederá continuamente a la retirada de los pasquines.
Además, ha recordado que, "a lo largo de este verano, la Ertzaintza ha ido cumpliendo con su responsabilidad de retirar todos los carteles, todas las pancartas y todos los soportes que vulneraban la Ley en Euskadi".
"Lo seguiremos haciendo, pero esto pone de manifiesto que todavía hay gente que no es capaz de dar pasos adelante y que sigue instalada en la política del pasado, la política más rechazable que ese mundo tiene que ser capaz de superar, y que, desde luego, mientras no la superen, seguirán encontrándose con la repulsa, el rechazo y la condena de los demás", ha destacado.
Ares también se ha referido al hecho de que el TSJPV haya anulado la resolución del Ayuntamiento de Bilbao por la que impidió a las comparsas Txori Barrote y Kaskagorri desplegar sus txosnas en las dos últimas ediciones de la Aste Nagusia por haber colocado fotos de presos, cuestión que el Tribunal no ha entrado a valorar.
El consejero de Interior ha mostrado su respeto a la decisión de los tribunales y ha recordado que, en su momento, su Departamento remitió "todas las pruebas y toda la documentación" que tenían sobre la colocación de carteles, pancartas y soportes que, a su juicio, vulneraban la Ley.
En su opinión, "lo más importante es que esos comportamientos han ido disminuyendo a lo largo de los años y, afortunadamente, la política" desarrollada por el Gobierno vasco "para que no hubiera espacios de impunidad y conquistar para la convivencia y la libertad los espacios festivos, las calles, las plazas y los espacios públicos en Euskadi, ha tenido éxito".
"Hoy se puede decir que estamos muchísimo mejor que estábamos hace tres años y medio, que las fiestas transcurren con mucha normalidad y respeto, aunque siga habiendo, desgraciadamente, comportamientos inaceptables de grupos minoritarios, que hay que seguir actuando contra ellos y lo seguiremos haciendo, junto con la actuación de la Ertzaintza y en colaboración con aquellos ayuntamientos que quieran cooperar", ha concluido.