Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El BNG no participará en el debate parlamentario sobre reducir diputados y lo ve "un epílogo indigno" para Feijóo

Asegura que el Parlamento le cuesta "7 euros a cada gallego" y llama a toda la sociedad a posicionarse en contra de la propuesta del PPdeG
El Bloque Nacionalista Galego (BNG) ha avanzado este miércoles que no participará en el "debate falso" sobre la reducción de diputados en la Cámara gallega, una propuesta del PPdeG para que el arco parlamentario pase de 75 a 61 escaños. En este sentido, ha asegurado que no lo estará en ninguna conversación "ni por activa ni por pasiva" y que ello incluía no participar en el pleno en que, de seguir adelante la propuesta, se debate esta iniciativa, postura que, por ejemplo, el BNG ya adoptó en el Congreso cuando se votaron las últimas medidas de recortes. Para los nacionalistas, esta propuesta de "pucherazo" supone un "epílogo indigno del peor presidente de la historia gallega".
En rueda de prensa este miércoles, el portavoz nacional del BNG, Guillerme Vázquez, y la portavoz parlamentaria, Ana Pontón, han confirmado esta decisión que será trasladada, asimismo, al PPdeG en respuesta al correo electrónico que el popular Pedro Puy remitió a sus homólogos en la Cámara gallega para hacer llegar la propuesta de reforma de la Ley electoral, que únicamente implica esta reducción y mantiene el fijo de 10 parlamentarios por provincia.
Para los nacionalistas gallegos, es momento para que, ante este intento de "pucherazo electoral", manifiesten sus opiniones todos los agentes sociales, asociaciones y sociedad en general, para tratar de "impedir que se consume" lo que Ana Pontón calificó, durante su intervención, de "golpe de estado". Asimismo, Guillerme Vázquez cree que es "trágico" que Feijóo pase a la historia como un presidente "indigno que quiso mantenerse en el poder a cualquier precio y a toda costa".
Así las cosas, el líder nacionalista ha abundado en que "no se trata de defender ningún privilegio, sino de defender la democracia y la dignidad como nación, como país, quiera o no, y mal que le pese a Feijóo". En este sentido, los nacionalistas gallegos se preguntan por qué no hace esta propuesta en comunidades como País Vasco o Cataluña, y concluyen que la razón es porque es "mentira" que se pretenda un ahorro económico.
Por ello, Guillerme Vázquez ha considerado que Feijóo trata de bajar "a segunda división" a Galicia como comunidad, pese a que, como recoge la Constitución, es una "nacionalidad histórica"; y ha acusado al presidente autonómico de "romper unilateralmente" otro consenso.
Por ello, el BNG llama a toda la sociedad a tratar de "parar este golpe antidemocrático" y "evitar que se consuma". "Y en todo caso, si el PP insiste en romper las reglas de juego, que lo haga solo", ha manifestado Guillerme Vázquez.
"Nosotros no vamos a participar de esta farsa, ni por activa ni por pasiva", ha aseverado Guillerme Vázquez, quien ha lamentado las prácticas "fascistifizantes" y de "aprendiz de brujo" de Feijóo.
"NO REÚNE REQUISITOS"
Guillerme Vázquez ha explicado que la propuesta "no reúne los requisitos mínimos" para formular una propuesta "alternativa", y ha avisado de que el BNG "si se quiere hablar en serio" de una reforma electoral, debate que apoya abrir, el PPdeG tiene que "retirar" la propuesta.
En cuanto a los ahorros, y tras partir de la base de que es "mentira" que se busque menor coste con la reducción de diputados, el BNG propone otros debates como la supresión de las diputaciones o cuestionar gastos como Monte Pío (residencia oficial del presidente de la Xunta), entre otros.
La portavoz parlamentaria del BNG, que ha dicho que el Parlamento gallego le cuesta "siete euros al año a cada gallego", ha subrayado que "cualquier cambio de las reglas de juego democráticas" tienen que ser "fruto de un debate sosegado, de un amplio consenso social y político, y estudiado con detenimiento". "Y nunca antes justo de una convocatoria electoral", ha remachad.
La diputada del Bloque ha abundado, en este sentido, en que la propuesta del PPdeG "incumple esos requisitos" y en que "rompe claramente las normas democráticas alterando un principio básico en un sistema democrático como es la proporcionalidad y la representatividad de los ciudadanos".