Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Barcina, "en total desacuerdo" con el criterio del Ministerio para determinar que Navarra no cumple con el déficit

La presidenta del Gobierno de Navarra, Yolanda Barcina, se ha mostrado "en total desacuerdo" con el criterio que mantiene el Ministerio de Hacienda para determinar que Navarra no cumplió con el objetivo de déficit en el año 2013 y ha afirmado que el dato definitivo de la Comunidad foral está "todavía en discusión".
Según el Ministerio, Navarra cerró 2013 con un déficit del 1,55 por ciento, cuando su objetivo era del 1,2 por ciento. La Comunidad foral defiende que el Gobierno central debería imputarse a sí mismo 95 millones de euros correspondientes a los ajustes del Convenio Económico Navarra-Estado o contabilizarlos en el año 2012, y de esa forma la Comunidad foral cumpliría con el objetivo de déficit.
Yolanda Barcina ha señalado, en una comparecencia en el Parlamento de Navarra a petición del PSN, que el Gobierno foral es "contrario al criterio adoptado por el Ministerio de Hacienda" y ha valorado que el Ejecutivo navarro ha desarrollado "una política estricta de control del Presupuesto con el fin de acompasar la evolución de los ingresos a los gastos".
La jefa del Ejecutivo ha explicado que las discrepancias con el Estado tienen su origen en la modificación que se produjo en abril de 2012 en el sistema de comercialización para la exportación de los vehículos producidos en una fábrica automovilística de Navarra (Volkswagen), lo que supuso "una importantísima reducción en la recaudación de la Hacienda de Navarra".
Barcina ha señalado que la desviación de 2012 para regularizar en 2013 en el Convenio Económico ascendía a 95 millones de euros, "cuantía muy superior al impacto inicialmente previsto". Según ha apuntado, lo que en principio debería haber tenido "un impacto marginal" en el objetivo de déficit, "hizo imposible" su cumplimiento "sin perjudicar a los servicios básicos para la ciudadanía".
El Ministerio decidió imputar a Navarra esos 95 millones de euros, en lugar de aceptar que se los contabilizara el Estado o imputarlos en 2012, como pedía la Comunidad foral. "Esta petición por el momento no ha sido atendida", ha señalado Barcina, un hecho con el que se ha mostrado "en total desacuerdo". "Si el Gobierno hubiera atendido esta petición razonable y razonada, el déficit hubiera sido del 1,02 por ciento", ha añadido.
PSN: "SE HA RECORTADO Y NO SE HA CUMPLIDO"
En el turno de intervención de los grupos, el portavoz del PSN, Juan José Lizarbe, ha afirmado que toda la actuación del Gobierno de Navarra en 2013 "ha estado supeditada al cumplimiento del déficit, para lo que ha hecho recortes sociales importantes, ha habido ausencia de incentivos que dinamizasen la economía, y se han retrasado devoluciones del IVA a las empresas, y nos encontramos al final de todas esas penurias que para colmo no se cumple el objetivo de déficit".
Por su parte, el portavoz de UPN, Carlos García Adanero, ha afirmado que sería "mejor" que los criterios para determinar el déficit "fueran lo suficientemente claros como para no estar al albur de lo que diga el Gobierno de España". Ha defendido además la política encaminada al cumplimiento de este objetivo, porque "alejarnos de él es endeudarnos más para el futuro".
El portavoz de Bildu, Maiorga Ramirez, ha indicado que Barcina "ha fracasado en su objetivo fundamental, que era cumplir con el objetivo de déficit, un objetivo con el que ha justificado los recortes y el deterioro de los servicios". Además, ha dicho que "en Madrid le toman por el pito de un sereno a la hora defender los derechos que corresponden a Navarra en materia económica".
El portavoz de Aralar-NaBai, Patxi Zabaleta, ha defendido que el déficit no debería ser un objetivo de "primer orden" y ha destacado que "el endeudamiento bien justificado puede ser una buena acción administrativa". "Evidentemente Navarra tendría que tomar otras decisiones diferentes de las que adopta su Gobierno", ha indicado, para cuestionar si "las obras que más nos interesan ahora mismo son las del Canal de Navarra o el tren de alta velocidad".
Por parte del PPN, Enrique Martín de Marcos ha indicado que, "según el Gobierno de España, Navarra no ha cumplido con el objetivo de déficit, pero no solo hay que valorar la consecución del objetivo, sino el esfuerzo realizado y la magnitud del desvío producido".
Finalmente, el portavoz de Izquierda-Ezkerra, José Miguel Nuin, ha señalado que "la política presupuestaria del Gobierno de Navarra está siendo un absoluto fracaso, pero no porque no se cumpla el objetivo, sino por los datos del desempleo, ese es el fracaso de su política económica".