Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

CDC y ERC se dividen de nuevo en el Parlament en una votación sobre la reforma laboral

La portavoz de CDC admite diferencias, pero destaca unidad en el plan soberanista
CDC y ERC, que en el Parlament conforman el grupo de JxSí, se han vuelto a dividir este jueves en una votación en la Cámara catalana, en este caso en una moción del PSC crítica con la reforma laboral que se aprobó en 2012 en el Congreso con los votos de PP y CiU.
El Parlament ha aprobado por 61 votos a favor, 60 abstenciones y 11 en contra un texto que afirma que la reforma laboral ha sido "el motor de deterioro y la precariedad de los salarios y las condiciones laborales, así como de la devaluación de las condiciones de seguridad y salud en el trabajo y el incremento de las desigualdades sociales y la pobreza".
En este punto los diputados de ERC han votado a favor, los de CDC se han abstenido, y los independientes de la candidatura se han repartido: unos se han inclinado por el sentido de voto de los republicanos y otros por el sentido de voto de los convergentes.
Así, por ejemplo, los independientes Carme Forcadell y Eduardo Reyes han votado 'sí' a señalar la reforma laboral como motor del deterioro de los salarios y las condiciones laborales, mientras que otros independientes como Germà Bel, Oriol Amat y Josep Maria Forné se han abstenido.
La misma disparidad de criterios se ha reproducido en el seno del Govern: el presidente Carles Puigdemont y los consellers Josep Rull y Neus Munté se han abstenido, mientras que el vicepresidente Oriol Junqueras y el conseller Raül Romeva han votado a favor.
MARTA PASCAL
En declaraciones a los periodistas tras la votación, la diputada de JxSí y portavoz de CDC, Marta Pascal, ha relativizado las diferencias internas: "No lo vivimos como un problema. Es la constatación de que hay diferencias respecto al matiz ideológico, pero ninguna sobre la hoja de ruta" hacia la independencia.
Pascal ha explicado que han buscado llegar a un texto de consenso con el PSC que recogiera que el origen de la precariedad y las desigualdades era la crisis y no solo la reforma laboral, y ha criticado que los socialistas lo han rechazado porque les producía "salivación" el hecho de que ERC y CDC se dividan.
PRECEDENTES
CDC y ERC se han dividido ya en esta legislatura en varias ocasiones y, precisamente sobre la reforma laboral, ya se posicionaron en sentidos diferentes en dos votaciones sobre este tema en el debate monográfico sobre pobreza del mes de marzo.
La moción aprobada también insta al Govern a planificar y evaluar las actuaciones de la Inspección de Trabajo para que haya un "control estricto" sobre el cumplimiento de la normativa de riesgos laborales, una mejor seguridad de los trabajadores y evitar contratos temporales y parciales fraudulentos.
Además, reclama que el Ejecutivo catalán planifique y evalúe las actuaciones de la Inspeción de Trabajo dirigidas a investigar las enfermedades profesionales, y presente antes de final de año un informe sobre inspecciones en el ámbito del comercio, la hostelería y la industria.
También insta al Govern a elaborar un segundo informe para valorar las causas del incremento de la accidentalidad en Catalunya desde 2012, y a revisar los criterios de aplicación de la resolución de 2013 de la Secretaría General Técnica para garantizar que se mantienen los criterios médicos de gestión de la incapacidad temporal, entre otros puntos.