Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La CUP de Barcelona pide a Colau que "se pronuncie contra la violencia policial" en Gràcia

Asegura que la situación es "fruto de la brutalidad policial" y evita condenar los disturbios
La concejal de la CUP Capgirem Barcelona Maria Rovira ha pedido al Ayuntamiento y a la alcaldesa, Ada Colau, que "se pronuncie contra la violencia policial que se está ejerciendo y que se rompa con el discurso criminalizador de los movimientos sociales tanto por parte de la Generalitat como de algunas personas del Ayuntamiento", ante los disturbios tras el desalojo de la antigua sucursal 'okupada' de Gràcia conocida como 'Banc Expropiat', que fue desalojada el lunes.
"Estamos viendo una total impunidad de los Mossos d'Esquadra", ha aseverado este jueves preguntada en rueda de prensa la concejal de la CUP, que ha vuelto a evitar condenar la violencia de los disturbios y ha asegurado que la situación es fruto de la brutalidad policial, en palabras de Rovira.
Ha asegurado que la manifestación de este miércoles --la tercera desde el desalojo-- se estaba desarrollando con normalidad y que los Mossos cargaron sin que se produjeran disturbios, y ha avisado de que es "responsabilidad de la Generalitat ver si se avanza en una dirección u otra" en la actual situación.
Tras destacar que la CUP apoya a los activistas del 'Banc Expropiat', ha enfatizado: "Como militantes y personas que venimos de movimientos populares de esta ciudad, estamos en contra de cualquier desalojo de centros de uso social, de espacios de contrapoder y libres de machismo y del sistema capitalista, y ahí seguiremos estando. No nos hemos movido ni una coma".
"Estuvimos con el Ateneu Popular del Eixample, con Can Vies y una vez más creemos que tenemos que estar con los compañeros que han dado vida al espacio del 'Banc Expropiat', en un barrio que se está destruyendo como consecuencia del modelo y la marca Barcelona y de esta ciudad de cartón piedra de cara a los turistas", ha insistido Rovira.
Ha sostenido que la situación "evidencia las prioridades tanto de la Generalitat como del Ayuntamiento al no posicionarse al lado de las personas que están construyendo vidas dignas en los barrios" y, sobre la petición de Colau a las asociaciones para que medien con el 'Banc Expropiat', ha avisado de que son las personas que forman parte del proyecto quienes deben decidirlo, tras lo que ha celebrado la autonomía de los movimientos populares, en sus palabras.
LIBERTAD PARA BÓDALO
Acompañado por miembros del Sindicato Andaluz de los Trabajadores (SAT) y de la Intersindical Alternativa de Catalunya (IAC), el concejal Josep Garganté ha explicado que presentarán en el pleno de este viernes una proposición para apoyar y pedir la libertad del concejal de Jaén y miembro del SAT Andés Bódalo, condenado a prisión por agredir en 2012 al teniente de alcalde de Jódar Juan Ibarra durante una protesta de jornaleros.
La edil Maria José Lecha ha explicado que preguntarán sobre la personación como acusación particular por parte del Ayuntamiento ante la agresión de un vendedor de 'top manta' a un agente de la Guardia Urbana el miércoles de la pasada semana en el Port Vell.
Además, plantearán otra pregunta sobre un cartel de la campaña publicitaria de la L9 sur del Metro, en la que un hombre ocupa mucho más espacio que una mujer que aparece en la misma imagen, situación conocida como 'manspreanding', en la que se "visibiliza la ocupación del espacio público que hacen los hombres sobre las mujeres".