Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Abren juicio oral en Calamocha (Teruel) contra Francisco Franco Martínez-Bordiu por atentado contra la autoridad

El juez del juzgado de instrucción de Calamocha (Teruel) ha dictado auto de apertura de juicio oral contra Francisco Franco Martínez-Bordiu por posibles delitos de atentado contra la autoridad y un delito contra la seguridad vial por conducción temeraria.
Junto a él, el juez abre juicio oral también contra Nicolae S.R. como posible autor de un delito de atentado contra la autoridad, y decreta el sobreseimiento provisional parcial de las acciones judiciales contra el tercer acusado, Marius T. O.
Los hechos objeto de juicio tuvieron lugar el 30 de abril de 2012, cuando entre las 7.00 y las 7.30 horas dos agentes de la guardia civil hicieron señales al vehículo conducido por Francisco Franco para que se detuviera ya que circulaba por la Nacional 234 con las luces apagadas.
El conductor, haciendo caso omiso de las indicaciones, se dio a la fuga a gran velocidad sin respetar las señales de tráfico y con el consecuente riesgo para la seguridad del tráfico y de los ocupantes del coche. Se inició así una persecución por caminos y pistas forestales hasta que la Guardia Civil consiguió detenerlo en un camino entre Collados y Lagueruela.
El copiloto, Nicolae S.R. exhibió un arma larga de fuego momento en que Francisco Franco hizo una maniobra de marcha atrás colisionando con el vehículo de la Guardia Civil y arrastrándolo varios metros. Tras ello se dio nuevamente a la fuga por caminos forestales. El coche fue localizado más tarde por una patrulla de la Guardia Civil en la localidad de Bea, abandonado y sin las llaves. Como resultado de lo ocurrido uno de los Guardias Civiles resultó lesionado.
De las diligencias practicadas, entiende el juez que no ha quedado
acreditada la participación de Marius T.O. ya que en el momento en que
ocurrieron los hechos se encontraba en Rumania, por lo que decreta el
sobreseimiento provisional parcial de las actuaciones respecto del mismo.