Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Camacho afirma que Mas no irá más allá de la convocatoria de consulta

Camacho afirma que Mas no pondrá las urnastelecinco.es

La líder del PP catalán, Alicia Sánchez-Camacho, augura que el presidente de la Generalitat, Artur Mas, no irá más allá de convocar la consulta de autodeterminación para el 9 de noviembre, y que no sacará las urnas a la calle, una vez el Gobierno central haya impugnado el decreto de convocatoria.

 Tras la reunión en la Moncloa entre Artur Mas y el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, Camacho ha afirmado en una entrevista a Europa Press que, "No está diciendo la verdad a los catalanes. Cuando dice que sigue su hoja de ruta lo que quiere decir es que llegará hasta la firma de la convocatoria, no que pondrá urnas el 9 de noviembre".
Según Camacho, el encuentro entre ambos demuestra que "Mas está mucho más debilitado y ha empezado a rectificar y recular paulatina y progresivamente", y supone la apertura de un proceso de diálogo entre ambos gobiernos dentro del marco de la Constitución y dejando de lado la consulta.
"Está empezando a rectificar porque sabe que su hoja de ruta solo le obliga a firmar el decreto de convocatoria y él ya tenía decidido no ir más allá", ha continuado, y ha vaticinado que, tras no sacar las urnas a la calle el 9 de noviembre, el presidente catalán intentará apurar la legislatura y convocar elecciones plebiscitarias en 2016. La dirigente popular pronostica que Mas intentará alargar la legislatura para "ganar el máximo tiempo posible, capitalizar la recuperación económica y recuperarse de la sacudida del 'caso Pujol", aunque ha cuestionado que tenga la estabilidad suficiente para no convocar elecciones hasta 2016.
"MALABARISMOS ELECTORALES"
Pese a estas dudas, ha sostenido que "CiU es capaz de todos los malabarismos electorales posibles para mantener el poder", unas alianzas que, ha dicho, pueden ir desde un gobierno de concentración con los partidos proconsulta a una alianza con el PSC si ERC le retira su apoyo parlamentario.
"Lo que garantizo es que el PP no volverá a dar apoyo a una formación como CiU claramente independentista. No volveríamos a pactar nunca con Mas", ha apuntado, y ha asegurado que su formación está plenamente preparada por si hubiera un adelanto electoral en Cataluña en los próximos meses.
Camacho ha lamentado que la consulta de autodeterminación haya copado el debate político en Cataluña en los últimos dos años, y haya situado en segundo plano "lo que es la política en mayúsculas" que hace referencia a aquellos aspectos que afectan directamente a los ciudadanos, como la salida de la crisis y la protección del Estado del Bienestar.
"Este ha sido el principal error de Mas, priorizar el debate independentista", ha remarcado, y ha reconocido que --aunque también se ha preocupado por la recuperación económica-- también su partido ha centrado en ocasiones demasiado el debate en la consulta.