Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cargos socialistas urgen la celebración del congreso y las primarias para "organizar" el PSdeG para las autonómicas

La incertidumbre sobre la fecha de las elecciones autonómicas mantiene en vilo al PSdeG, pues, tras la renuncia de José Ramón Gómez Besteiro dada su situación judicial, actualmente el partido carece de "un referente claro" que marque la línea política a seguir. Así es que distintos cargos de la formación urgen la convocatoria de un congreso para elegir una nueva dirección y de las primarias de las que saldrá el candidato a la Xunta.
"Sin candidato y sin secretario general no estamos preparados para afrontar una campaña", ha dicho un ourensano, máxime, a la vista del "escaso peso político" de la gestora organizada desde Madrid, un asunto en el que han incidido socialistas de todas las provincias al ser consultados por Europa Press. "Tiene un perfil bajísimo", insisten, mientras apelan a aparcar los "líos internos" para afrontar los próximos comicios.
En este sentido, no son pocas las voces que alertan sobre el hecho de que la agrupación más importante de Galicia, la de Vigo, no esté representada en la gestora. Al hilo de ello, miembros del PSdeG en las provincias de A Coruña y Pontevedra señalan que una gestora "débil y sin Vigo" permite evidenciar "dónde está cada uno".
En concreto, basándose en el origen de cada uno de sus miembros y en la renuncia de algunos dirigentes locales a formar parte de la misma, refieren que la actual directiva cuenta con apoyos en una pequeña parte de la provincia de A Coruña, varios puntos de Pontevedra y Ourense y una mayoría de Lugo.
PRIMARIAS
Además, no falta quien advierta contra la "tentación" de que Ferraz pretenda aprovechar esta dirección interina para impulsar a su actual presidenta, Pilar Cancela, como candidata "y que no haya primarias".
Sobre ese extremo, pocos de los consultados ven a quien Besteiro puso al frente del aparato socialista como aspirante a la Xunta, pese a su buena consideración en la dirección federal; y los nombres que más se repiten son los del exministro Francisco Caamaño, el exportavoz parlamentario Xaquín Fernández Leiceaga y la presidenta de la Diputación de Pontevedra, Carmela Silva.
¿BICEFALIA?
De esa pugna ya se han autodescartado el presidente de la Diputación de A Coruña, Valentín González Formoso, el exalcalde de Fene Iván Puentes y el eurodiputado José Blanco.
Sin embargo, la ascendencia de este último sobre la federación gallega del PSOE hace que muchos dirijan su mirada a Bruselas en busca de un nuevo líder, dada su experiencia en el trabajo orgánico.
Complementaría, según distintas voces, las "carencias" en ese campo de Caamaño, quien, no obstante, tendría como avales su solidez académica y su perfil galleguista, "muy necesario" en eventuales negociaciones con el BNG y las mareas para acceder a San Caetano.