Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Casado recalca que, pese a la suspensión de militancia a los ediles de Valencia, el expediente abierto "sigue su curso"

El vicesecretario de Comunicación del PP, Pablo Casado, ha explicado que el expediente informativo abierto a los concejales y asesores investigados en el presunto caso de blanqueo en el Ayuntamiento de Valencia "sigue su curso" y ha añadido que "por ahora" lo que se ha aprobado es una suspensión cautelar "fulminante" porque es "muy positivo" que se mande un mensaje a la sociedad de que en el PP "no se va a tolerar ninguna práctica irregular".
Así se ha pronunciado en una rueda de prensa en la sede del PP después de la reunión del comité de dirección del partido que ha presidido Mariano Rajoy, un día después de que el Comité de Derechos y Garantías haya decidido suspender de militancia a los ediles y asesores investigados en el caso Imelsa.
El dirigente del PP ha hecho hincapié en que el expediente informativo sigue su curso y ha aprovechado para expresar su respaldo a la presidenta del PP en la Comunidad Valenciana, Isabel Bonig. "Estamos muy satisfechos con la labor que hace y además pensamos que lo está haciendo en unas condiciones que no son fáciles", ha apostillado.
Casado ha puesto en valor la labor que ha realizado el PP estos años en la Comunidad Valenciana y ha resaltado que no van a tolerar que "prácticas muy minoritarias" empañen esa gestión. Por eso, ha dicho que van a actuar con "rotundidad" ante la corrupción. "Se está haciendo lo que se tiene que hacer, que es serenidad, respetando los procedimientos judiciales pero internamente creo que es muy positivo que esas personas no sigan como afiliados", ha indicado
SER "IMPLACABLE" CONTRA LOS CORRUPTOS
Finalmente, el vicesecretario de Comunicación del PP ha señalado que al partido "no le va a temblar el pulso" a la hora de actuar contra las prácticas corruptas "no solo por una cuestión en valencia sino porque el daño que se hace a las siglas del partido es tremendo". A su entender, hay que ser "implacable" y actuar con "máxima severidad" porque este asunto no puede ser un elemento que "manche" la trayectoria del PP.
Coincidiendo que esta tarde se debate en el Pleno del Senado una iniciativa sobre los aforamientos, Casado ha defendido su revisión no solo para políticos sino también para jueces, fiscales y fuerzas de seguridad. "Hay que lanzar un mensaje muy claro a los ciudadanos de que los políticos no pueden tener privilegios", ha resaltado.