Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cientos de personas reclaman en Pamplona el "final inmediato de la dispersión" de los presos de ETA

Cientos de personas se han congregado este sábado en la plaza del Ayuntamiento de Pamplona para pedir el "final inmediato de la dispersión" de los presos de ETA y llamar a la sociedad navarra a participar en la manifestación convocada el próximo 11 de enero en Bilbao.
En el acto, organizado por la iniciativa 'Tantaz tantaz' (gota a gota), los asistentes han portado distintos carteles para pedir el acercamiento de los presos de ETA, reivindicar el "derecho a la libertad de expresión" y en defensa de una enseñanza "de calidad". Al término del acto, las personas congregadas han formado una "gran gota" con la que han simbolizado "un mar por el fin de la dispersión".
En representación de los convocantes de la protesta, Jone Galarza y Juanje Soria, que han sido los encargados de dar lectura a un comunicado, en euskera y castellano, respectivamente, han criticado que en 2014 se cumplen "25 años desde que se puso en marcha la política de excepción" a los presos de ETA.
Según han expuesto, desde 1989 hasta hoy "han sido 25 años de sufrimiento, accidentes y castigos para miles de familias, una sangría que nos ha dejado 16 muertes en la carretera y cientos de heridos".
En este sentido, han censurado que los gobiernos "sigan cerrando la puerta a la paz y anuncien que no van a moverse ni un milímetro" en la política penitenciaria, motivo por el que han llamado a la sociedad navarra a participar en la manifestación convocada el próximo 11 de enero en Bilbao para "expresar de manera clara y rotunda que ha llegado el momento de traer a los presos a Euskal Herria".
En este momento, han manifestado, "hay 72 presos navarros dispersados" y han defendido que "la sociedad no entiende que se ponga precio político al respeto a sus derechos humanos". "Estas personas tienen que estar aquí, cerca de sus familiares y amigos que no han sido condenados", han reivindicado.
Para los representantes de la iniciativa 'Tantaz tanta', ante esta situación tanto el Gobierno foral como el Ayuntamiento de Pamplona "siguen haciendo apología de la dispersión", por lo que han animado a las fuerzas políticas, sindicales y sociales de Navarra a "trabajar por unas instituciones forales que favorezcan el respeto a los derechos humanos, la resolución y la paz".