Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Colombia confía en firmar al menos una parte del acuerdo con las FARC el 23 de marzo

España ofrece participar en la misión de verificación del alto el fuego
El Gobierno colombiano confía en firmar el próximo 23 de marzo si no la totalidad del acuerdo de paz con la guerrilla de las FARC, sí al menos una parte, según ha anunciado este lunes en Madrid la canciller María Angela Holguín.
En rueda de prensa conjunta con su colega español, José Manuel García-Margallo, Holguín ha querido subrayar que en el proceso de negociaciones con las FARC se ha trabajado "muy al detalle" para que haya garantías de que no queda ningún aspecto pendiente que pueda traer complicaciones el día de mañana.
Para la canciller, lo relevante es mantener esta línea de trabajo. No obstante, se ha mostrado convencida de que el 23 de marzo, cuando expira el plazo oficial que el Gobierno y las FARC se han dado para firmar la paz, "habrá algo". "Vamos a ver si es la firma total del acuerdo o de alguna parte del acuerdo", ha indicado. "Pero lo que queremos es estar seguros de los compromisos que se han adquirido y que sea una paz duradera", ha subrayado.
La reunión ha servido principalmente para que Holguín informe a García-Margallo del desarrollo del proceso de paz y para que el jefe de la diplomacia española pusiera al corriente a su colega de la situación política en nuestro país tras las elecciones del 20 de diciembre.
MISIÓN DE VERIFICACIÓN DEL ALTO EL FUEGO
Preguntada por la posible participación de observadores españoles en la misión internacional que se encargará de vigilar el cumplimiento del alto el fuego entre las dos partes una vez que se firme la paz, Holguín ha explicado que la organización de la misión depende de Naciones Unidas y ha dicho que desconoce la lista definitiva de países que participarán en ella. "Estaríamos muy complacidos de que hubiera miembros del Gobierno de España", ha indicado.
García-Margallo ha comentado al respecto que la actitud de España respecto al proceso de paz es de "absoluta colaboración y disponibilidad con el Gobierno en Colombia". "España considera que este proceso tiene extraordinaria importancia en sí mismo, pues acabaría con un conflicto que lleva 50 años" y que convertiría a América en un continente "libre de guerras".
Este jueves visitará Madrid el ministro colombiano de Justicia para informar a las autoridades españolas de los aspectos "más delicados" de las negociaciones con las FARC, ha avanzado el ministro español.
España está dispuesta a colaborar en la misión de la ONU que se encargará de vigilar el alto el fuego y cese de hostilidades en Colombia, han informado a Europa Press fuentes diplomáticas.
El establecimiento de esta misión, solicitada por el Gobierno colombiano y las FARC, se aprobó por unanimidad en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas en enero pasado. Estará formada por observadores internacionales no armados, que serán los responsables de vigilar y certificar la entrega de las armas.
La misión tendrá un mandato inicial de un año a partir de la firma del acuerdo de paz, y se podrá prorrogar si así lo solicitan de manera conjunta el Gobierno colombiano y la guerrilla.
El secretario general de la ONU, Ban Ki Moon, tiene el encargo de presentar al Consejo de Seguridad una propuesta sobre el tamaño, los aspectos operativos y el mandato de la misión. Por ahora se sabe que participarán en ella observadores desarmados de países de la asociación regional de la CELAC (América Latina y el Caribe)
Aunque la fecha no es inamovible, el Gobierno de Santos y las FARC se han dado de plazo hasta el 23 de marzo para firmar el acuerdo de paz, que se lleva negociando más de tres años.
La visita de Holguín a Madrid también ha servido para que informara a los embajadores iberoamericanos acreditados en España de los preparativos en torno a la próxima Cumbre Iberoamericana de octubre en Cartagena de Indias (Colombia).