Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cospedal avisa a Rivera de que no decidirá por el PP y le acusa de traicionar a sus votantes por apoyar a Sánchez

Dice que Rajoy llamará a Sánchez y opina que quien consiga los votos necesarios debe dirigirse al Rey para que le proponga
La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, ha advertido este jueves al presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, de que "se equivoca si cree que va a decir lo que tiene que hacer el PP" y ha añadido que muchos votantes de la formación naranja pueden sentir que los ha "traicionado" por el "entusiasmo" que ha mostrado en apoyar al socialista Pedro Sánchez.
Después del debate de investidura del miércoles, en el que Rivera reclamó al PP "valentía" para superar la etapa de Mariano Rajoy, Cospedal le ha replicado que "cada uno entiende la valentía a su manera" y que a ella no le parece "valentía la actuación del señor Rivera", que podría entenderse que "ha traicionado a sus votantes".
En una entrevista en Telecinco, recogida por Europa Press, Cospedal le ha advertido a Rivera de que ella no opina sobre "cómo encuentra Ciudadanos a su gente", incluidos fichajes de PSOE, PP y otros partidos, y se ha preguntado si acaso el líder 'naranja' está "en una operación distinta, tratar de desmontar al PP".
A su modo de ver, Rivera "se equivocó de sitio" al hacer exigencias al PP, porque ayer era el debate de investidura de Sánchez y lo que tendría que haber hecho es explicar su acuerdo con el PSOE. En su discurso, ha opinado, también pesó el hecho de que Ciudadanos "no es necesario" en un hipotético pacto entre el PSOE y el PP, "y eso también lo sabe el señor Rivera".
No obstante, Cospedal ha insistido en que al PP le gustaría contar con Ciudadanos en esa 'gran coalición' y ha dejado claro también que el PP no renunciará a Rajoy aunque se lo pida el PSOE. "Contestaría de la misma forma, nosotros en nuestro partido decidimos quién es nuestro candidato", ha zanjado.
LA EXCUSA DE QUIENES NO QUIEREN PACTAR
Es más, cree que recurrir a los "nombres propios" es "la excusa" de quienes no quieren pactar, así que "la postura de Sánchez o de Rivera sería exactamente la misma estuviera o no Mariano Rajoy".
Con todo, ha adelantado que una vez que pase la segunda votación de investidura, Rajoy volverá a llamar al líder socialista para "luchar hasta el último día previo a que se tengan que convocar las elecciones" para conseguir lo que necesita España, que es "un gobierno estable". Pero, ha admitido, "si uno quiere bailar y otro no quiere es muy difícil bailar".
Y ha dejado claro que no se presentará a la investidura si no consigue los votos necesarios: "No vamos a volver a hacer una cosa parecida a lo que vimos ayer".
QUIEN CONSIGA LOS VOTOS, QUE SE DIRIJA AL REY
Aunque no ha querido aconsejar al Rey que es lo que tiene que hacer a partir del viernes, si Sánchez no logra ser investido, sí ha opinado que si en los próximos dos meses algún candidato, por las negociaciones que emprenda, consigue los votos para ser investido, debe dirigirse al rey "de alguna manera, directamente o a través del presidente del Congreso" para pedirle "que le ofrezca ser candidato".
En ese punto, ha negado que el PP o Rajoy estén molestos con el Rey por haberle encargado la investidura a Sánchez y ha rechazado que Felipe VI pecase de inexperiencia. A su modo de ver, cuando lo hizo sería porque Sánchez se lo pidió, o le dijo que podía conseguir los votos. "No creo que le hiciera esa encomienda si Pedro Sánchez no le había dicho que creía ser capaz de formar gobierno", ha resumido.
Cospedal ha añadido que ella no puede saber si Sánchez engañó al Rey y ha recordado que Podemos le había dicho a los socialistas que si ellos querían el acuerdo estaba prácticamente cerrado.
La dirigente 'popular' ha insistido en que está en manos del PSOE que no haya elecciones, porque es él quien debe decidir si quiere negociar o no con el PP, y decidir también si elige esta opción o a Podemos y los nacionalistas, porque ayer quedó claro que es "absolutamente incompatible" pactar a la vez con los de Iglesias y con Ciudadanos.
SÁNCHEZ NO DEFENDIÓ AL PSOE
Además, se ha mostrado sorprendida por el hecho de que Sánchez no saliese a defender el legado del PSOE y su aportación a España ante los ataques que le dedicó Iglesias. Ella se ha defendido de las "lindezas" que les dedicó el líder de Podemos subrayando que ella no es "nieta de ningún totalitario ni de ningún asesino" como dijo ayer Iglesias a los 'populares'. "Parece que estas cosas no son insultos, pues también son insultos", ha avisado.
No obstante, ha recordado que, pese a lo bronco del debate entre Sánchez e Iglesias, al final los dos dijeron que podían sentarse a hablar después del día 5, así que, a su juicio, "todo puede pasar", hasta que se pongan de acuerdo en elegir a otro presidente --como sucedió en Cataluña con Carles Puigdemont--.