Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Denuncias de la Policía autonómica de Galicia activarán procesos sancionadores inmediatos contra los incendiarios

Las medidas que impulsará la Xunta para hacer frente al problema de los fuegos forestales en Galicia incluirá la propuesta de modificar leyes de la comunidad con el fin de que una denuncia de la Policía autonómica permita activar "de inmediato" procesos sancionadores contra los incendiarios, siguiendo un procedimiento similar a cuando un guardia civil de tráfico detiene a un supuesto infractor en su vehículo.
Lo ha anunciado al término del Consello de la Xunta, el presidente, Alberto Núñez Feijóo, quien ha confirmado, además, la luz verde a un protocolo en el ámbito judicial determina también que el Gobierno gallego se personará en los procesos contra los autores de fuegos intencionados "desde el primer momento del atestado" y que sus letrados demandarán prisión provisional para los incendiarios.
Asimismo, con la voluntad de que "todo el peso de la ley" caiga sobre ellos y "sobre su patrimonio", la Xunta demandará que hagan frente a los gastos medioambientales y de extinción ocasionados.
También activará un plan de recuperación de las zonas afectadas por los fuegos, que se centrará especialmente en los espacios de mayor valor paisajístico y ambiental como, ha ejemplificado, el monte Pindo, dañado por el fuego más grande que registró la comunidad en 2013.
Preocupado aún por las "dificultades" que podría haber en septiembre y octubre, el presidente, que hace unas semanas afirmó que la campaña de 2013 estaba siendo "extraordinariamente positiva", se ha mostrado más cauto tras los últimos grandes fuegos que han afectado a la comunidad y ha señalado que se reafirma en que el trabajo de las brigadas es "excepcional", pero ha abogado por esperar a que finalice la campaña para "ponerle nota". "Estamos en pleno examen", ha zanjado.