Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Desarticulada una red de cibernarcos que iba a introducir cocaína en Arabia Saudí oculta en pollo congelado y latas

La organización preparaba un envío de droga de Ecuador a España en contenedores de mercancía legal por el sistema del "gancho ciego"
La Policía Nacional ha desarticulado una red de cibernarcos que iba a introducir 410 kilogramos de cocaína en Arabia Saudí ocultos en contenedores de pollo congelado y latas de pintura. Han sido detenidos los 21 miembros que la organización tenía en España y los registros se realizaron en Madrid, Cantabria y Alicante. Según las autoridades saudíes, se trata de uno de los mayores cargamentos de cocaína que se han intervenido en su país.
La investigación se inició gracias a la colaboración ciudadana que se produjo a través del correo electrónico antidroga@policia.es. A través de esta vía, los internautas denunciaban que los arrestados estaban anunciando y distribuyendo cocaína a través de diversos medios en Internet, páginas web, anuncios, foros y redes sociales, siendo estas últimas las más utilizadas por los cibernarcos para captar compradores.
PRIMERA FASE, 19 KILOS DE COCAÍNA
Según ha informado la Policía, en la primera fase de la operación, se realizaron varias intervenciones en las que fueron aprehendidos 3 paquetes de cocaína oculta en distintos efectos como café, libros o ropa. Poco después, los agentes detuvieron a cuatro muleros, tres en el momento en que llegaban a España con la droga y un cuarto en el país de partida, Ecuador.
Tras la incautación de 19 kilogramos de cocaína, resultaron detenidos los encargados de la recepción, transporte y distribución online y, tras los registros efectuados, se desmanteló un centro de adulteración de la droga que los arrestados utilizaban para aumentar la cantidad de producto y multiplicar con ello sus ingresos tras su venta. Entre los detenidos se encontraban un trabajador de la aerolínea utilizada para el transporte, así como otro colaborador.
ÚLTIMA FASE, "GANCHO CIEGO"
La última fase de la operación se centró en los responsables del envío a España de los estupefacientes. Al parecer, utilizaban el sistema del "gancho ciego" para el transporte, esto consiste en enviar la droga en un contenedor de mercancía legal sin que los destinatarios sean conscientes de ello para que, a la llegada al destino, un miembro de la organización abra los precintos originales, recoja la droga y vuelva a colocar nuevos precintos.
Los investigadores averiguaron que la organización estaba preparando un envío de droga desde Ecuador a España, con la intención de distribuirla en la zona de Alicante. Sin embargo, al no contar con apoyo suficiente en nuestro país, decidieron contactar con ciudadanos de Arabia Saudí para que fuesen ellos los destinatarios finales.
COLABORACIÓN INTERNACIONAL
En esta fase, los agentes contactaron con la Oficina de la DEA en España así como con el agregado de Interior español en Arabia Saudí. La colaboración con la Dirección General de Control de Narcóticos (GDNC) de Arabia Saudí permitió la localización de dos contenedores en el puerto de Jeddah. El primero de ellos contenía ocultos entre una mercancía legal de pollo congelado, 64 kilogramos de cocaína; el segundo, 346 kilos del estupefaciente, esta vez en el interior de un contenedor de latas de pintura.
Tras estas aprehensiones, se estableció un dispositivo sobre los líderes de la organización en España que permitió la detención del responsable de la organización asentado en Alicante, un ciudadano de nacionalidad colombiana que gestionaba los envíos del estupefaciente. En el registro efectuado en su domicilio, los agentes se incautaron de un revólver detonador y un pequeño centro de adulteración de cocaína.
La operación concluyó con el arresto de 21 personas en España y 429 kilogramos de cocaína incautados. También se han intervenido cinco vehículos, cinco armas blancas, 67 teléfonos móviles, cuatro ordenadores, tres tablets, dos pendrives, un disco duro, 3.500 euros y 5.500 dólares en efectivo. Además, en el centro de adulteración, los agentes se han incautado de diverso material para el corte y adulteración de la droga.
La investigación ha sido realizada por la Brigada Central de Estupefacientes de la UDEV, la DEA (Administración para el Control de Drogas) de los EEUU, la GDNC (Dirección General de Control de Narcóticos) de Arabia Saudí y el agregado de Interior de España en Arabia Saudí; con la colaboración de la Jefatura Superior de Cantabria y la Comisaría Provincial de Alicante.
COLABORACIÓN CIUDADANA EN ANTIDROGA@POLICIA.ES
La Policía Nacional inició en enero de 2012 la bautizada como "tweetredada", una iniciativa para luchar contra el narcotráfico en España. A través de las redes sociales, la Policía instó a los ciudadanos a aportar cualquier dato de interés sobre tráfico de drogas a pequeña o gran escala.
Para ello activó una cuenta de correo electrónico específica: antidroga@policia.es, a la que los ciudadanos pueden dirigirse de manera totalmente anónima y confidencial. Agentes especializados de la Brigada Central de Estupefacientes de la Policía Nacional filtran la información aportada, tanto a través de esa nueva cuenta como a través del formulario de denuncia respecto al tráfico de drogas de la página oficial de la Policía Nacional. Desde su puesta en marcha, se han recibido casi 40.000 mails que han conducido a la detención de más de 850 delincuentes vinculados al tráfico de drogas.