Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Detenciones de la cúpula en Francia

Entre las detenciones más recientes en el país vecino destacan la del pasado 20 de mayo, cuando la policía francesa, en una operación conjunta con la Guardia Civil, detuvo en un apartamento de Burdeos a Francisco Javier López Peña, considerado como el "número uno" de ETA, y a los presuntos etarras Ainhoa Ozaeta Mendikute, Igor Suberbiola y Jon Salaberría (ex parlamentario de Batasuna).
Horas después fue detenido en Andoain (Guipúzcoa) en relación con esta operación José Antonio Barandiaran, ex alcalde de esa localidad de Euskal Herritarrok (EH).
En la operación de Burdeos también fue detenido el simpatizante de ETA Louis Fort, de 75 años, que alquiló a los etarras el piso en el que fueron arrestados.
El 29 de noviembre de 2006, durante el alto el fuego permanente declarado por ETA, fue detenido en Vauvert Zigor Garro, presunto responsable de Logística de la banda.
Este aparato sufrió nuevos golpes policiales en julio de 2007, con las detenciones cerca de París de Iker Beristain y Liher Rodríguez (supuestos encargados de falsificación) y en Angulema de Iker Mendizabal y José Juan García.
La actuación policial contra la logística de la banda terrorista culminó el 26 de julio de 2007 con la detención en la localidad de Rodes, al noreste de Toulouse (sur de Francia), del considerado máximo responsable de logística, Juan Cruz Maiza Artola, de 56 años.
En 2005, el 23 de marzo, la policía francesa detuvo en Lannemazan a Joseba Segurola Querejeta, presunto "número dos" del aparato militar.
El 28 de abril siguiente fueron detenidos en Toulouse al presunto jefe del "aparato internacional", Peio Esquisabel Urtuzaga y su supuesto adjunto, José Manuel Ugartemendia Isasa y un mes después, el 23 de mayo, fue detenido el presunto sustituto de Esquisabel, Ramón Sagarzazu.
El 28 de julio de 2005 fue apresado en Brive la Gaillarde Jon Joseba Troitiño, considerado uno de los dirigentes del aparato militar, al igual que Harriet Aguirre, supuesto jefe de los comandos detenido el 3 de octubre en Arpajon-sur-Cere a Harriet.
Ya en 2004, el 3 de octubre, ETA sufrió el golpe más importante desde 1992, con la detención en Salis-de-Béarn de Mikel Albisu, "Mikel Antza", considerado el número uno de la banda y máximo dirigente del aparato político desde 1992, y de su compañera Soledad Iparragirre, "Anboto".
"Anboto" era la responsable de los comandos "legales" durante años y a ella se atribuía la gestión del "impuesto revolucionario". Además se halló en diversos zulos el mayor arsenal descubierto en Francia de armas y explosivos.
El 2 de abril de 2004 fue detenido Félix Ignacio Esparza Luri, presunto responsable de logística, en Las Landas; y, al sur de Angulema, Félix Alberto López de Lacalle, 'Mobutu' (había escapado de su confinamiento en un hotel en 2000), y su compañera Mercedes Chivite.      LA