Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Detenidas 58 personas de una red que blanqueaba dinero entre España y Colombia utilizando a auxiliares de vuelo

Entre los detenidos hay 24 tripulantes de la principal aerolínea colombiana
La Guardia Civil ha colaborado con Estados Unidos y la Policía de Colombia en la desarticulación de una red que blanqueaba dinero procedente del narcotráfico con la ayuda de auxiliares de vuelo de la principal aerolínea colombiana, Avianca. De los 58 detenidos en la operación, 24 son tripulantes, y se han intervenido seis millones de euros en efectivo.
En la última fase de la operación, --llamada 'Alas Blancas' en España y 'Pájaro Azul' en Colombia-- se ha detenido a 17 personas, cinco de ellas auxiliares de vuelo. También se han practicado 16 registros domiciliarios, 13 de ellos en Colombia y tres en España, donde los investigadores han intervenido dinero y documentación.
Las investigaciones comenzaron a mediados del año 2015, cuando la Guardia Civil conoció de la implicación de empleados de la compañía aérea, que aprovechándose de su condición, se dedicaban a transportar oculto en dobles fondos de equipajes o adheridas al cuerpo, grandes cantidades de dinero que les era entregado por los integrantes de una organización asentada en España.
Los agentes del Grupo de Investigación de Blanqueo de Capitales de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil establecieron vigilancias sobre los auxiliares de vuelos implicados y comprobaron que mantenían encuentros con otras personas para recibir partidas de dinero. A raíz de esas vigilancias se les sometió a inspección administrativa en los aeropuertos de salida o llegada y se confirmó que llevaban dinero oculto.
Las personas detenidas en España recibían instrucciones directamente desde Colombia por parte de los cabecillas de la organización (ahora también detenidos), para que entregasen dinero a las auxiliares desplazadas a España.
En España la operación policial ha sido dirigida y coordinada por el Juzgado Central de Instrucción núm. 3 y la Fiscalía Especial Antidrogas de la Audiencia Nacional. En la Operación de la Guardia Civil, igualmente han colaborado agentes del Cuerpo Nacional de Policía y de la Policía Municipal de Madrid.