Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

EH Bildu votará en contra de la investidura de Pedro Sánchez porque se trata solo de una "escenificación de cambio"

Cree que el pacto PSOE-Ciudadanos "no cumple mínimos" y están "ausentes las cuestiones fundamentales que afectan a Euskal Herria"
La portavoz de EH Bildu en el Congreso de los Diputados, Marian Beitialarrangoitia, ha anunciado que la coalición soberanista votará en contra de la investidura de Pedro Sánchez ya que, según ha afirmado, "hemos asistido a unas negociaciones con la clara intención de escenificar un cambio, pero la realidad es que es más de lo mismo, perpetuar el actual modelo de estado y apuntalar el 'status quo'".
En una rueda de prensa en San Sebastián, Beitialarrangoitia ha explicado que las bases de EH Bildu han decidido votar no "a lo que es una mera escenificación de cambio, a lo que tiene solo una fachada pero no trae un cambio real".
EH Bildu ha reiterado la "clara voluntad y disposición de trabajar y colaborar" para "provocar un cambio real en el Estado. En ese sentido, ha destacado que para que ese cambio sea real debe cumplir "unos requisitos mínimos", que son "el reconocimiento del derecho a decidir del pueblo vasco, así como del resto de los pueblos del Estado y el consiguiente respeto a lo que estos decidan".
También, en materia de paz y normalización, considera necesario "acabar con las medidas de excepción, cambiar la política penitenciaria, dar pasos decididos en favor de los derechos más elementales para todas las personas", así como "la restitución inmediata de los derechos sociales y laborales básicos que le han sido arrebatados al conjunto de la ciudadanía en los últimos años".
La diputada de EH Bildu ha señalado que estas son "las tres grandes cuestiones" en las que la coalición soberanista basará su labor política en Madrid, y lo hará "desde el firme compromiso en la defensa de lo que la mayoría de la ciudadanía vasca ha manifestado con su voto".
"Lo hará con visión de país, más allá de sus propios intereses, configurando una agenda común con otras formaciones que apuesten por ello, una agenda que responda a las necesidades y demandas de la ciudadanía a la que representamos", ha manifestado.
"CUESTIONES FUNDAMENTALES"
Beitialarrangoitia ha asegurado que el pacto entre PSOE y Ciudadanos "no cumple los mínimos en este sentido". "Las cuestiones fundamentales que afectan a este país están ausentes, se ignoran, incluso hay cuestiones que se niegan taxativamente, y por tanto nuevamente desde el Estado se da la espalda a Euskal Herria".
En cuanto a la posibilidad de que el PNV apoye la investidura, la diputada abertzale ha asegurado que desconoce si la formación jeltzale va a llegar a algún acuerdo con el PSOE "y en base a qué lo va a hacer". "Nosotros creemos que si no se derogan muchas de las leyes que se han aprobado en los últimos cuatro años difícilmente vamos a poder dar pasos ciertos para recuperar las cotas de bienestar, derechos sociales y laborales y para mejorar el día a día de miles de personas", ha remarcado.
Por ello, ha insistido en que "difícilmente si no derogamos leyes como la ley mordaza o la del aborto vamos a conseguir ser ciudadanos con todos nuestros derechos civiles y políticos intactos, si el derecho a decidir no se respeta difícilmente vamos a responder a la demanda de la mayoría de la ciudadanía".
"Entendiendo que no hay una base mínima ni siquiera para un acuerdo, quien decidiera en última instancia llegar a un acuerdo con el PSOE o apoyar la investidura tendría que explicar el porqué y lo tendría que hacer ante la ciudadanía", ha subrayado.
Finalmente, Beitialarrangoitia ha afirmado que el apoyo que pueda dar EH Bildu "no depende del proceso sino del contenido, esa es la clave". Por tanto, ha reiterado que para que cambiara en algún momento el voto de la coalición independentista "tendría que cambiar la oferta que a la ciudadanía se le está haciendo".
"Si no estaríamos hablando solamente de cambiazos, que es lo que ahora se nos ofrece, pequeños cambios de matiz, maquillaje pero ningún cambio profundo", ha afirmado, para añadir que EH Bildu tiene "su mano tendida a hablar y acordar con cualquiera en base a los contenidos".