Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ERC tilda de "paripé" el paso de Pedro Sánchez y de "infantil" su actitud con los independentistas

El portavoz de ERC en el Congreso, Joan Tardà, ha calificado de "sainete" los movimientos de los dos grandes partidos para la conformación de un Gobierno, y de "paripé" la postulación del líder del PSOE, Pedro Sánchez, a quien ha afeado sus "infantiles" declaraciones acerca de que no quiere el apoyo de los independentistas pero sí se reunirá con ellos.
En declaraciones a los medios de comunicación en los pasillos del Congreso, Tardá ha insistido en que todo es "un paripé", incluido el paso adelante dado por el secretario general del PSOE tras ser designado por el Rey para someterse a la sesión de investidura, y en que finalmente todo acabará en una gran coalición entre PP y PSOE o la repetición de las elecciones.
"Todos sabemos que al final todo va a acabar en un gran pacto entre los grandes partidos políticos que conforman el 'status quo' del 78 o bien con unas elecciones anticipadas, y ahora se están pertrechando para poder llegar a ellas con munición", ha argumentado.
"ESTUPIDEZ" Y "REGODEO" DE PEDRO SÁNCHEZ
Tardá ha arremetido también contra el líder socialista por sus "infantiles" declaraciones diciendo que no quiere el apoyo de los independentistas aunque sí se reunirá con ellos. "Si cree que así nos ofende, es una estupidez enorme", ha censurado el portavoz parlamentario de ERC, que ha reconocido que no entiende "a qué viene tanto regodeo".
Según ha explicado, ERC solamente "estará al lado" de un Gobierno que, además de progresista socialmente, respete "la soberanía plena" del Parlament de Cataluña y garantice el derecho a decidir.
Y estas premisas ha aceptado que "nunca" las reconocerán ni Pedro Sánchez ni el PP. "Tendrían que volver a nacer y aún así creo que tampoco lo reconocería", ha asumido sacando como conclusión que todo depende de los pasos que den en Cataluña en virtud de su "mandato democrático".