Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ETA hace estallar tres bombas en dos instituciones laborales en Vizcaya y Guipúzcoa

La primera explosión se ha producido en un pabellón industrial propiedad del Ministerio de Trabajo en la localidad vizcaína de Arrigorriaga hacia las 24:00 horas. Ha causado importantes daños en el local y en los vehículos estacionados en su interior.
Poco después, se han registrado dos explosiones en una oficina del Instituto Vasco de Seguridad y Salud Laboral (Osalan) en San Sebastián, que han provocado escasos desperfectos.
Llamada en nombre de ETA
A las 23:25 horas, una llamada en nombre de ETA anunció a la asociación de ayuda en carretera DYA de Vizcaya la explosión, a las 00:30 horas, de dos bombas en la sede de Osalan en San Sebastián, sin mencionar la explosión que se iba a producir media hora antes en Arrigorriaga.
En esa llamada, realizada con una grabación desde una cabina telefónica, según fuentes de la lucha antiterrorista, se avisaba a la DYA de que dos "potentes" bombas iban a hacer explosión en la sede de Osalan en la calle Maldatxo en San Sebastián y finalizaba con la pregunta "¿Me ha entendido?".
Al tener conocimiento del aviso, la Ertzaintza acordonó la calle, del barrio donostiarra de Egia, y treinta minutos después de la medianoche se escucharon dos explosiones, una más fuerte que otra, que provocaron daños "inapreciables", según el departamento vasco de Interior.
Tras producirse el atentado, los artificieros de la Policía Vasca inspeccionaron el lugar y comprobaron que una de las bombas había explotado en una zona ajardinada cerca de las dependencias de Osalan y la otra en el aparcamiento del Instituto Oncológico.
La Ertzaintza mantiene la zona acordonada y proseguirá las investigaciones sobre este atentado. EPF