Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Ejército aclara que el aplazamiento de su reorganización no afecta al cuartel de Huesca y que el cierre se mantiene

El Ejército de Tierra ha aclarado este viernes que el aplazamiento de la reorganización de sus órganos logísticos centrales no afectará en ningún caso al acuartelamiento Sancho Ramírez de Huesca, cuyo cierre fue anunciado hace un año y, por tanto, los planes a este respecto se mantienen.
Así lo ha indicado a Europa Press un portavoz del Ejército después de que el jefe del Estado Mayor del Ejército de Tierra (JEME), general Jaime Domínguez Buj, explicara ayer en un desayuno informativo que la reorganización que comenzó en la pasada legislatura ha quedado de momento en suspenso hasta contar con un mayor presupuesto para culminarla.
Pero la reorganización que ha quedado suspendida temporalmente es la que afecta a la concentración de órganos logísticos centrales, es decir, a los parques de mantenimiento y abastecimiento, categoría en la que no entran el Grupo de Transportes IX/14 y el Regimiento de Transmisiones del cuartel Sancho Ramírez.
De hecho, el general Domínguez Buj en ningún caso citó durante su intervención el acuartelamiento de Huesca. Es más, no mencionó ningún caso concreto cuando se refirió a la reorganización y en todo momento habló de órganos logísticos centrales.
BRIGADAS POLIVALENTES
El Ejército de Tierra ha acometido en los últimos años una gran transformación con la reorganización de las brigadas polivalentes, es decir, de la fuerza con la que cuenta el ejército más numeroso. Así, en 2017 culminará el proceso por el que el Ejército pasará de diez brigadas especializadas a ocho polivalentes de unos 5.000 efectivos cada una para que todas dispongan de las capacidades para lograr posibilidad de proyección, sostenibilidad y capacidad de respuesta.
Por lo tanto, en lo que respecta al acuartelamiento Sancho Ramírez, para este año sigue previsto el traslado del Grupo de Transporte de Huesca a Zaragoza, de modo que se disolverán la Unidad de Servicios y la Residencia Logística Militar de Huesca.
Esta decisión proviene de la Comisión para la Reforma de las Administraciones Públicas (CORA) y de la propuesta que elaboró el Ministerio de Defensa para la racionalización y utilización eficiente de su patrimonio inmobiliario.
En este plan se promueve el desalojo y cierre de instalaciones concentrando unidades en otros establecimientos. El acuartelamiento Sancho Ramírez es uno de los contemplados en la propuesta, pues disponiendo de capacidad para 600 militares, tiene una ocupación de 230, lo que, para Defensa, significa un gasto excesivo en el mantenimiento de sus instalaciones y además exige de otras tres unidades para su servicio.
CRITERIOS OPERATIVOS, DE PERSONAL Y DE COSTES
Además, el Ejército de Tierra recuerda que en los últimos años las Fuerzas Armadas han afrontado una considerable reducción tanto en su presupuesto como en el número de efectivos. Por tanto, la decisión de cierre del acuartelamiento Sancho Ramírez responde tanto a criterios operativos, ya que Zaragoza tiene una mejor ubicación para una unidad de transporte, como de personal y de costes.
Según el Ejército, "a fin de evitar en lo posible los inconvenientes que esta nueva situación podría conllevar para el personal actualmente destinado en Huesca, se ha previsto minimizar los daños en el personal".
Por esta razón se ha decidido el traslado de la unidad a Zaragoza, para que así "sus componentes pudiesen seguir manteniendo sus actuales lugares de residencia, facilitando así la conciliación familiar". Además, según el Ejército, el de Sancho Ramírez "no es un caso único, pues otras unidades han sufrido acciones similares", por ejemplo la disolución en Jaca de la Jefatura de Tropas de Montaña y en Zaragoza del Regimiento de Artillería Antiaérea nº 72.