Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

España pone a disposición de Ban Ki Moon dos aviones para su gira por el Sáhara

El coste de fletar las aeronaves se descuenta de la contribución obligatoria de España al sistema de Naciones Unidas
El Gobierno español ha puesto a disposición del secretario general de la ONU, Ban Ki Moon, dos aviones Falcon de la Fuerza Aérea Española para la gira que iniciará esta misma semana y que le llevará por vez primera en sus diez años de mandato a los campamentos de refugiados saharauis de Tinduf, en el sur de Argelia.
El coste de fletar estas dos aeronaves se descuenta de la contribución obligatoria que cada año paga el Gobierno español al sistema de Naciones Unidas. En concreto, es una "contribución en especie que se cuantifica como aportación de España a la Secretaría General de Naciones Unidas", precisan a Europa Press fuentes diplomáticas.
Esta es una práctica que también se lleva a cabo con el enviado personal del secretario general de la ONU para el Sáhara cada vez que viaja a la región.
Tras la breve escala que hizo este martes Ban en Madrid, donde se reunió con el ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación en funciones, José Manuel García-Margallo, el secretario general de la ONU
ha puesto rumbo este miércoles a Burkina-Faso. Proseguirá su viaje en Mauritania, los campamentos de Tinduf y Argel. Su gira no incluye Marruecos ni El Aaiún, capital del Sáhara Occidental (para Marruecos sus provincias del sur) porque Mohamed VI le dijo que no estaba disponible.
Lo cierto es que en los últimos años la relación de Rabat con el enviado personal de Ban Ki Moon para el Sáhara, Christopher Ross, no ha sido fácil. Marruecos lo considera demasiado próximo a las tesis del Frente Polisario.
En la reunión, seguida de una cena de trabajo, entre Ban y García-Margallo se trató la situación del Sáhara Occidental, "motivo principal del viaje del secretario general, quien visitará la región por primera vez en su décimo y último año de mandato", ha informado Exteriores en un comunicado.
SIRIA Y LIBIA
También se abordó el conflicto en Siria y su vertiente humanitaria tras el reciente acuerdo sobre el cese de hostilidades, el estado del conflicto en Libia y la situación de estancamiento del proceso de paz en Oriente Medio, añade la misma nota.
Ambos dignatarios repasaron los elementos del proyecto de resolución que reforzará el régimen de sanciones contra Corea del Norte tras el ensayo nuclear de enero y el lanzamiento de un cohete en febrero, especialmente desde la perspectiva del Comité de Sanciones a dicho país, que preside España.
García-Margallo y Ban Ki-moon intercambiaron también impresiones sobre la situación en Colombia a la luz de la resolución adoptada por el Consejo de Seguridad para el momento en que se alcance un acuerdo de paz en dicho país. "La lucha contra el terrorismo y el radicalismo violento y la defensa y reconocimiento de las víctimas fueron también objeto de reflexión", señala el comunicado de Exteriores.
El secretario general transmitió asimismo su interés por que España esté representada al más alto nivel posible en la firma del acuerdo sobre el Cambio Climático el 22 de abril próximo en Nueva York, coincidiendo con el Día Mundial de la Tierra, así como en la próxima Cumbre Humanitaria, que tendrá lugar en Estambul los próximos 24 y 25 de mayo, dice la nota.