Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

España y Colombia acuerdan abrir sus Embajadas a diplomáticos del otro país

Los Gobiernos de España y Colombia han acordado este miércoles abrir sus Embajadas a diplomáticos del otro país, lo que les permitirá tener un representante en terceros Estados sin necesidad de abrir una misión diplomática.
Los ministros de Exteriores de ambos países, José Manuel García-Margallo y María Angela Holguín, han sellado un memorando de intenciones que empezará a concretarse probablemente con el envío de diplomáticos colombianos a las Embajadas de España en Kazajistán y Etiopía, ha avanzado el ministro español en rueda de prensa conjunta con su colega colombiana.
La incorporación de diplomáticos españoles en delegaciones de la UE y Embajadas de países iberoamericanos es una de las novedades que ha impulsado el ministro García-Margallo desde su llegada al departamento. Persigue ampliar así la presencia de España en el mundo en un momento en que los recortes en el presupuesto no permiten abrir nuevas Embajadas.
La reciente Ley de la Acción y del Servicio Exterior del Estado contempla no solo esta posibilidad, también la de abrir Embajadas conjuntas con los países europeos e iberoamericanos, algo que aún no se ha puesto en marcha.
Hasta la fecha, España ha destacado diplomáticos en las delegaciones de la UE en Yemen (donde España cerró su Embajada); Azerbaiyán, Birmania, Sudán del Sur y próximamente en Islas Fiji; y en la representación diplomática de México en Santa Lucía. Mientras que España acoge en sus Embajadas en Costa de Marfil, Ghana, Pakistán y Kazajistán a diplomáticos mexicanos.
Estos diplomáticos se acreditan como encargados de negocios de su respectivo país (con cartas de gabinete, en lenguaje técnico), por lo que solo representan a su país, aunque defiendan los intereses nacionales y presten atención consular desde un despacho situado en la legación de otro país.
Holguín se ha referido a esta práctica como "la mejor manera de tener una presencia en el mundo con el menor coste" y ha indicado que Colombia tiene acuerdos similares con México, Perú, Chile y Portugal.