Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Eurocámara aprueba a Cañete como comisario de Energía y tumba a la candidata eslovena

La mayoría de los socialistas europeos apoyan al ex ministro de Agricultura pese al 'no' del PSOE
Las comisiones de Industria y Medio Ambiente de la Eurocámara han dado este miércoles su aprobado --por una amplia mayoría de 83 votos a favor, 42 en contra y 3 abstenciones-- al ex ministro de Agricultura Miguel Arias Cañete para que se convierta en el comisario español en el nuevo Ejecutivo comunitario de Jean-Claude Juncker.
En una segunda votación sucesiva, los eurodiputados han respaldado por 77 votos a favor, 48 en contra y 3 abstenciones que Cañete se haga cargo de la cartera de Energía y Cambio Climático.
El aprobado de Cañete, que ha salido adelante tras varios aplazamientos, ha sido posible gracias al apoyo de gran parte del grupo socialista europeo, que ha desoído la petición del PSOE de votar 'no' al candidato español y se ha sumado al PP europeo, liberales y conservadores británicos. En contra del candidato español han votado los Verdes e Izquierda Unitaria, que denunciaban sus conflictos de intereses por la presencia de su familia en empresas petroleras.
El portavoz del PP en la Eurocámara, Esteban González Pons, ha expresado su "enorme satisfacción" por la confirmación de Cañete por considerar que es "muy importante para España". Pons ha dicho que el PSOE ha hecho un "ridículo monumental" porque la mayoría de los socialistas europeos no ha seguido sus tesis y le ha acusado de votar con los extremistas.
"El centro político, la Europa normal, coherente y moderada ha apoyado a Miguel Arias Cañete y apoyará a la Comisión. Estoy convencido de que los fascistas de extrema derecha y los comunistas de extrema izquierda no la van a apoyar. Y quizá los socialistas españoles que andan un poco desorientados, tampoco", ha dicho el líder del PP.
Por su parte, la jefa de la delegación del PSOE en la Eurocámara, Iratxe García, ha justificado el apoyo de parte de los socialistas europeos por el "chantaje" del PP y su amenaza de bloquear a toda la Comisión si caía Cañete y ha asegurado que el candidato español estará bajo la supervisión del vicepresidente primero del Ejecutivo comunitario, el socialista Frans Timmermans, como responsable de desarrollo sostenible.
"El 40% de los parlamentarios han votado en contra de que Cañete sea comisario de Energía y Cambio Climático. Eso es una mala noticia para España, deteriora la imagen de nuestro país y deteriora la posición del Gobierno de España respecto a las políticas europeas", ha sostenido la portavoz socialista, que ha culpado al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, por haberse "empecinado en que el candidato fuera una persona que generara dudas".
Por su parte, el eurodiputado de Iniciativa per Catalunya-Verds, Ernest Urtasun, ha lamentado el apoyo de socialistas y liberales a Cañete. "Izquierda Unitaria y los Verdes, todos los diputados que hemos votado en contra, haremos oposición a este comisario y votaremos en contra del colegio propuesto por Juncker en el pleno", ha dicho Urtasun.
Tras las dudas suscitadas durante la audiencia parlamentaria a la que se sometió Cañete el pasado 1 de octubre, la comisión de Asuntos Jurídicos ya había avalado la declaración de intereses económicos del ex ministro de Agricultura y descartado conflictos de interés. En ella, Cañete hace constar la venta de sus acciones en las empresas Petrologis Canarias y Ducar. El ex ministro de Agricultura ha defendido que ni su mujer ni su hijo tienen ya presencia en estas empresas y por ello no hay ningún conflicto de interés.
En la votación final, se ha impuesto el pacto de estabilidad entre populares y socialistas y liberales europeos para garantizar la investidura de la Comisión Juncker.
MOSCOVICI PASA EL EXAMEN Y BRATUSEK ES LA ÚNICA QUE CAE
Así, tras el aprobado a Cañete, la Eurocámara ha dado luz verde al socialista francés Pierre Moscovici como comisario por 44 votos a favor, 12 en contra y tres abstenciones, y también ha aceptado que se le adjudique la cartera de Asuntos Económicos por 32 votos a favor, 15 en contra y 12 abstenciones. El PP europeo había amenazado con vetarle si los socialistas tumbaban a Cañete.
También han pasado el examen el conservador británico Jonathan Hill, que tuvo que repetir su audiencia y se convertirá en el comisario de Servicios Financieros; así como los dos considerados abanderados de las políticas de austeridad, el finlandés Jyrki Katainen, vicepresidente para el Crecimiento y el Empleo; y el letón Valdis Domvrovskis, vicepresidente para el euro.
Como ya se preveía, la única candidata rechazada del equipo Juncker --por una amplia mayoría de 112 votos en contra y sólo 13 a favor-- ha sido la eslovena Alenka Bratusek, que iba a ser vicepresidenta responsable de la Unión Energética. Bratusek dio muy mala impresión en su audiencia ante la Eurocámara por sus escasos conocimientos sobre su cartera.
Además, se autodesignó como comisaria cuando su Gobierno estaba ya en funciones y las elecciones las había ganado una coalición de centro izquierda. Su caída obligará a Juncker a realizar algunos ajustes en su equipo en los próximos días, antes del voto en pleno del colegio de comisarios que está programado para el 22 de octubre.