Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Eusko Alkartasuna dice que es "hora de pasar de la reivindicación del derecho a decidir a la ejecución del mismo"

Eusko Alkartasuna ha defendido que es "hora de pasar de la reivindicación del derecho a decidir a la ejecución del mismo" y ha remarcado que es posible encauzar la "legítima aspiración" de una "amplia mayoría" de la sociedad vasca a favor del derecho a decidir con total normalidad.
En un artículo de opinión publicado en su web, recogido por Europa Press, la formación integrada en EH Bildu recuerda que el próximo 5 de junio Gure Esku Dago preguntará a los vecinos de una treintena de municipios vascos si quieren "ser ciudadanos de un estado vasco soberano". A su juicio, el trabajo de preparación de las consultas hace que éstas constituyan un "auténtico ensayo general para el futuro"
"Es indudable que ahondar en la democracia solo puede ser positivo para la ciudadanía y eso es lo que han demostrado en Escocia. En Euskal Herria vamos a poder comprobarlo paso a paso también, con su sentido simbólico y con todo lo que tiene de paso adelante el ejercer el derecho a decidir aunque sea a nivel local", señala.
En este sentido, recuerda que dentro del "proceso soberanista catalán" hubo en 2009 una primera consulta que hizo que "pusiéramos al pequeño municipio barcelonés de Arenys de Munt en el mapa".
"Nuestro Arenys de Munt es Etxarri Aranatz, a la que siguió Arrankudiaga. En los tres municipios se han realizado procesos de decisión con más aspectos positivos que el propio resultado en sí, desde el punto de vista independentista", valora.
Para EA, son aspectos positivos que las consultas se han llevado a cabo con normalidad y que se han visto precedidos de procesos de información que, "como en Escocia, han dejado una sociedad mejor con ciudadanos y ciudadanas políticamente empoderados".
"Y una sociedad empoderada es el mejor impulso al proceso soberanista, consciente, como ha pasado en Cataluña, de que es hora de pasar de la reivindicación del derecho a decidir a la ejecución del mismo", añade.
En este contexto, remarca que las consultas de dentro de una semana "demostrarán que es posible encauzar la legítima aspiración de una amplia mayoría de la sociedad vasca a favor del derecho a decidir con total normalidad".
"Mientras ensayamos el proceso soberanista nacional, debemos seguir trabajando para hacer del derecho a decidir la base de los acuerdos de todos los demócratas. Poco a poco, como en Escocia, donde ni siquiera se discute el derecho a decidir; o como en Cataluña, donde el derecho a decidir ya solo lo discuten unos pocos, que cada vez son menos", añade.
Por ello, aboga por seguir trabajando con procesos de información y desarrollo del derecho a decidir locales, adaptados a cada realidad y "en un ámbito en el que se puede trabajar lejos de polémicas absurdas que quitan el foco de lo importante".