Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Experto del Instituto Elcano pide escuchar a "eurocríticos" como Podemos y Syriza e "invitar a salir de Europa" a Le Pen

Augura que Syriza formará gobierno en la próxima legislatura en Grecia y sin salirse del euro
El investigador principal del Real Instituto Elcano, Federico Steinberg, ha pedido este miércoles en Santander "escuchar" a partidos "eurocríticos" como Podemos --cuarta fuerza política española en las pasadas elecciones europeas-- y Syriza porque "no quieren romper Europa, sino una Europa nueva" y, por el contrario, "invitar a salir" de la UE a partidos "eurófobos" como el Frente Nacional de Marine Le Pen o al Partido por la Independencia del Reino Unido (UKIP, por sus siglas en inglés).
Así, ha advertido de que mientras que partidos como Podemos y Syriza "quieren una Europa nueva", lo que quieren los "eurófobos" es "romper Europa, salir del euro y construir barreras" en sus fronteras. Así lo ha expuesto durante su intervención en el encuentro 'Quo Vadis Europa II', que se celebra esta semana en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP).
Para Steinberg, uno de los retos que tiene Europa es frenar el aumento del "euroescepticismo y del antieuropeísmo" como consecuencia de la gestión de la crisis económica y de las políticas de austeridad impulsadas por la canciller alemana Angela Merkel y que los países del sur ven que "han sido impuestas" desde Alemania.
"Estoy convencido de que Syriza va a formar gobierno en la próxima legislatura", ha augurado, pero se ha mostrado tranquilo a este respecto porque ha asegurado que Grecia no se va a salir del euro ni va a pretenderlo si Syriza llega al poder. Ahora bien, se ha preguntado "qué pasaría" si Marine Le Pen llegara al poder en Francia --en las últimas elecciones europeas consiguió un 25% de los votos en su país--.
EUROPA "ELITISTA" EN LA QUE SE PRACTICA EL "DESPOTISMO ILUSTRADO"
"A la gente le gusta vivir en democracia o sentir que vive en una democracia", ha incidido también Steinberg, que ha criticado que Europa se ha convertido en un proyecto "elitista" en el que los líderes practican el "despotismo ilustrado en el que se han vaciado las democracias nacionales".
"Este despotismo se ha acabado si se quiere llegar a la unión política en Europa porque hay que preguntarle a la gente lo que quiere", ha reivindicado, al tiempo que ha mostrado la diferencia de visión sobre la gestión de la crisis entre los países del norte, que "se han visto obligados a mayores niveles de solidaridad" que los pactados, y los del sur, "donde se ve un vacío democrático e imposiciones" de las políticas por parte de los países del norte.
Además, ha destacado que debido a las políticas de austeridad y a las reformas estructurales promovidas por Alemania, "se ha comido el dinero de la inversión pública en infraestructuras y en I+D", entre otros sectores. "Tenemos un agujero general de inversión, pero pública en particular, en Europa. Este problema se puede resolver si los países del norte --que tienen "más margen fiscal"-- invierten más y hay más ambición por parte del Fondo Europeo de Inversiones", ha proclamado.
En este sentido, considera que "podemos ver en los próximos meses" un aumento de las inversiones atendiendo a las intenciones del nuevo presidente de la Comisión Europea, Jean Claude Juncker.
REACTIVACIÓN DEL "EJE PARÍS-BERLÍN"
Steinberg también se ha mostrado a favor de que se produzca un paso del "eje germano-alemán Frankfurt-Berlín" establecido desde el año 2009 hasta aproximadamente 2012 --y que ha restado poder a la unión comunitaria en la toma de decisiones porque el mandado de Duräo Barroso al frente de la CE "ha sido muy débil"-- al "eje París-Berlín".
A este respecto, pese a la preponderancia alemana en la toma de decisiones --"ha aumentado su liderazgo y ha desarrollado un poder estructural tremendo que la ha convertido en muy antipática", ha apostillado--, con las opiniones de Merkel, su ministro de Finanzas Wolfgang Schäuble "y algún economista alemán" marcando el ritmo, ha asegurado que "no creo que Alemania tenga deseos de un IV Reich en Europa".
"El futuro de Europa se va a decir en París y en Berlín, por lo que tiene que reactivarse el eje París-Berlín", ha defendido, al tiempo que ha aclarado que con los problemas que está viviendo Francia como consecuencia de la dimisión este lunes del primer ministro galo, Manuel Valls, y de su Gobierno, "Alemania está lista, "pero Francia tiene que dar señales". "Y los demás --ha apostillado--, estamos esperando".