Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Fernández Díaz dice que le toca a Sánchez intentar gobernar y, mientras, es "conveniente" que Rajoy hable con C's

Sus colegas europeos le preguntaron por la situación política y les respondió "tranquilos que todo irá bien"
El ministro del Interior en funciones, Jorge Fernández Díaz, considera que ahora le toca al secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, negociar con Podemos y los independentistas para intentar formar Gobierno y, en ese escenario, ve "necesario y conveniente" que el líder del PP, Mariano Rajoy, hable con el de Ciudadanos, puesto que ambos comparten "cosas importantes".
En una entrevista en Onda Cero, recogida por Europa Press, Fernández Díaz ha recordado que el PSOE era el "socio indispensable" para la opción de Gobierno que propugnaba Rajoy, un gran acuerdo PP-PSOE-Ciudadanos, pero que cuando fue convocado a Moncloa "no dejó ni hablar a Mariano Rajoy", así que "lo bloqueó totalmente".
Según ha dicho, si Rajoy ha vuelto a hablar ahora con Rivera es porque los días han ido pasando y ahora el foco está puesto en Pedro Sánchez. "Es el tiempo de Sánchez, que negocie con Podemos ese gobierno de coalición que le ha ofrecido, que negocie con IU y después que consiga la connivencia de los partidos independentistas. Es su hora y mientras sea su hora el presidente habla con otros partidos con los que compartimos cosas importantes", ha resumido.
En todo caso, Fernández Díaz ha recordado a Sánchez que el PSOE comparte con el PP y con Ciudadanos su defensa de la unidad de España y del pacto antiterrorista, un texto que Podemos no ha firmado y que CDC, ERC, IU y PNV incluso han descalificado.
El ministro en funciones ha relatado que sus homólogos europeos, con los que se reunió este lunes en Amsterdam, le preguntaron por el futuro Gobierno de España, y que su respuesta fue "tranquilos, que todo irá bien".
Y ha aprovechado para destacar que si sus colegas se interesan es porque España es un país importante en la UE. "Si no me preguntan me hubiera preocupado; hay determinados países donde ha habido elecciones generales y ni te enteras".
Con todo, Fernández Díaz no ha dado pistas sobre el contenido de la conversación entre Rajoy y Rivera y sólo ha dicho que le parece "muy conveniente" que exploren "puntos de encuentro".
Además, ha subrayado que las propias instituciones europeas están diciendo que la situación de interinidad transmite una imagen de inestabilidad que es "muy negativa para los intereses de España" y que conviene cerrar cuanto antes.
Y ha rechazado que Rajoy haya contribuido a prolongar la interinidad al no haberse presentado a la investidura. Es más, ha defendido que sería "un fraude" si se hubiera presentado sólo para que empiecen a correr los plazos para unas nuevas elecciones, dado que no tenía "ni la más mínima posibilidad de ser investido".
RAJOY DIJO QUE PENSABA PRESENTARSE, PERO NO CUÁNDO
A pesar de que el propio Rajoy había afirmado el jueves por la noche que tenía decidido presentarse, Fernández Díaz ha replicado, por un lado, que no dijo cuándo lo haría y, además, que el viernes se puso sobre la mesa la oferta de Podemos al PSOE de un Gobierno de coalición.
"Si devaluamos el debate lo convertimos en un fraude", ha advertido el ministro. A su juicio, "si hay una laguna en la Constitución" no se le puede pedir al presidente del Gobierno que se presente a un debate sólo para que corran los plazos
El ministro aludía así a que la Constitución no fija plazos para el primer debate de investidura pero sí establece que si dos meses después de la primera votación no se ha elegido presidente deben convocarse nuevas elecciones.
Fernández Díaz está convencido de que Rajoy intentará gobernar y ha rechazado de plano la posibilidad de que el PP se abstenga para que gobierne el PSOE con apoyo o abstención de Ciudadanos. Así, ha apelado a la "autoestima" pero también ha subrayado que Ciudadanos no ha dicho que vaya a aceptar esa opción y ha advertido de que con 90 diputados no se puede gobernar.