Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Fiscalía investiga la denuncia de Prodeni sobre la mendicidad infantil en Córdoba

La Fiscalía Provincial de Córdoba ha abierto diligencias de investigación tras la denuncia de la asociación Prodeni "contra la utilización de niños" rumanos de etnia gitana por parte de mujeres de la misma nacionalidad en la capital cordobesa para ejercer la mendicidad.
Así lo han confirmado a Europa Press fuentes del Ministerio Público, que recuerdan que "es un tema que de ninguna manera estaba abandonado", aunque apuntan que "no es nada fácil, porque interviene la Junta para temas de educación y protección de menores; el Ayuntamiento para posibles intervenciones de Policía Local", de manera que "hay distintas autoridades en el tema", y, según las fuentes, a tal efecto se han mantenido reuniones con el Gobierno andaluz y el Consistorio.
De este modo, destacan que "es un tema que preocupa", y con tal fin, agregan, "se ha intentado abordarlo de manera más definitiva, no tanto por el campo de la persecución penal, que no se ha abandonado, pero no es fácil; sino pensando incluso en escolarizar a los menores", sin embargo precisan que cada vez que se inicia un expediente para escolarizar a los menores desaparecen de los asentamientos en los que se ubican y meses después aparecen en otro asentamiento, con lo cual "trabajar con estas personas es difícil, pero no está abandonado el tema", apostillan.
Cabe destacar que, según recoge el artículo 232 del Código Penal, los que utilicen o presten a menores de edad o incapaces para la práctica de la mendicidad, incluso si ésta es encubierta, serán castigados con la pena de prisión de seis meses a un año. Y si para dichos fines se trafica con menores de edad o incapaces, se emplea con ellos violencia o intimidación, o se les suministran sustancias perjudiciales para su salud, se impondrá la pena de prisión de uno a cuatro años.
Entretanto, desde el Ministerio Público han subrayado que "es un tema en el que se trabaja desde hace muchos años, pero no es fácil", y en este caso se investiga la denuncia de la Asociación para los Derechos del Niño y de la Niña (Prodeni), que considera que Córdoba "ostenta el dudoso mérito de ser la capital de la mendicidad que utiliza a niños como gancho".
Ello se debe, según ha asegurado esta asociación, a que la capital es "el único lugar de España donde tal práctica persiste, mientras crece el malestar de vecinos, comerciantes y visitantes, que achacan falta de interés de las autoridades e inoperancia policial" para acabar con estas prácticas, de las que, según detalla Prodeni en su denuncia ante el fiscal, también son "víctimas madres adolescentes de entre 13 y 16 años" e igualmente menores que "hacen de aparcacoches".
Al respecto, el subdelegado del Gobierno en Córdoba, Juan José Primo Jurado, destacó la semana pasada que la mendicidad con niños que denuncia Prodeni "no puede seguir así", al tiempo que se mostró "abierto" a reunirse con las administraciones para "ver qué es lo que puede aportar más" cada una en un asunto en el que, a su juicio, "se puede encontrar solución, porque la hay, tanto del punto de vista social, como legal".